NOTA PARA LOS LECTORESEste artículo puede tener contenido que afecte a personas sensibles. Si eres de los que se impresionan con materiales escritos o gráficos, puede que no sea buena idea que continúes leyendo.

Este artículo no es de las más agradables que hemos hecho, pero en la historia hay episodios que conviene recordar por terribles que sean. Hoy hablaremos de Lingchi – La Ejecución por Muerte por Mil Cortes, que fue un método de castigo y ejecución usado en China hasta principios del siglo XX. Al igual que la guillotina y el garrote vil, Lingchi fue usado por última vez en tiempos modernos, lo cual es sorprendente.

Lingchi significa “proceso lento”, que básicamente se refiere a una muerte lenta y dolorosa. El término quedó ligado a lo que se conoce como la “muerte de los mil cortes”, porque literalmente es lo que se hacía con los condenados.

Aunque este tipo de ejecución está vinculado a China, la verdad es que se usó en otros países asiáticos también. La diferencia es que en China era usado específicamente en aquellas personas que se atrevían a atacar, herir o matar a la realeza. También se usaba en menor medida en otro tipo de crímenes, como era la traición o asesinatos en masa. Está claro que no solo se usaba para ejecutar al reo, sino también torturarlo por sus crímenes.

El método Lingchi se usó durante la dinastía Tang hasta finales de la dinastía Qing, lo cual son casi mil años. La última ejecución por Lingchi “Ejecución por muerte por mil cortes” fue en el año 1905, y ese mismo año fue prohibido. Esta última ejecución fue documentada en una serie de terroríficas fotografías, que se piensa que fueron hechas por un soldado francés que estaba en China.

Al final del artículo pondremos las fotografías, y como ya hemos avisado son bastante fuertes y pueden herir la sensibilidad de algunas personas. Sin embargo, fue un momento único en la historia que pudo ser documentado con imágenes. Si no hubiera sido por esa persona con una antigua cámara de fotos, todo lo que hubiéramos tenido son suposiciones de cómo eran estas ejecuciones.

¿Cuáles fueron los orígenes de Lingchi? Lo veremos a continuación.

1 – ¿Cuál fue el origen de la muerte por mi corte?

¿De donde salió una forma de ejecución tan cruel como el Lingchi? Lo cierto es que el término no siempre se refirió a esa pena capital china. Existen antiguos escritos de filósofos chinos que ya usaban este término para otras cosas. De hecho, se piensa que fue usado por primera vez en un documento llamado Xunzi del siglo 3 antes de Cristo.

Según el escrito Xunzi, Lingchi era la tortuosa experiencia por la que tenían que pasar los viajeros a caballo en caminos de montaña. Hay que recordar que en aquellos tiempos muchas rutas eran por zonas montañosas nada fáciles. Se tenían que hacer a caballo y muchos tramos a pie, lo cual podía durar meses. Ya se vinculaba el término con pasarlo mal, aunque no implicaba nada sobre la muerte.

Más adelante se empezó a usar Lingchi como la agonía que sufre una persona cuando es asesinada. No se refería todavía a la pena capital que se aplicaría más tarde, pero ya había una relación con una muerte dolorosa y violenta.

No fue hasta que llegó la dinastía Tang cuando Lingchi se usó únicamente para referirse a la muerte por mil cortes. ¿Quién ideó esta forma tan horrible de morir? No está claro como surgió este tipo de pena capital, pero ya existían castigos similares igual de terrible.

La muerte por desmembramiento no era algo nuevo en la sociedad de aquellos tiempos. De hecho, fue una terrible forma de ejecución que se usó en otras partes del mundo hasta muchos siglos después. En China ya existían algunos sistemas de aplicar justicia como el “Corte de cintura”, que básicamente era cortar a una persona por la mitad de un solo tajo.

La Ejecución por Muerte por Mil Cortes fue una variación de otras formas de matar prisioneros que ya existían. Sin embargo, fue llevada a un nivel de crueldad que es impensable en una sociedad civilizada.

2 – ¿Cuál era la finalidad de una ejecución tan cruel como Lingchi?

El método de ejecución de Lingchi era muy simple, y normalmente consistía en atar al prisionero a unos maderos en público. No solo había un verdugo, ya que podía haber dos o incluso más para aplicar la sentencia. La forma de ejecución era básicamente cortar pedazos del reo hasta haber conseguido dividirlo en mil partes (esto podía variar).

La forma de hacerlo no estaba bien definida por la justicia china, por lo que había diferentes maneras de cómo se aplicaba. Dependía mucho del lugar y de los verdugos que ejecutaban la sentencia.

¿Por qué se ejecutaba de esta manera tan inhumana a una persona? Lo cierto es que había un motivo, y era aplicar tres castigos de una sola vez. Con Lingchi se buscaba la humillación pública, una muerte horrible y también que el castigo se prolongara después de la muerte. ¿Cómo se podía castigar a alguien después de muerto? Esto se debía a las creencias que existían.

Cortar el cuerpo de la víctima en mil pedazos significaba que su espíritu no estaría entero en la otra vida. Por tanto, era un castigo que empezaba en este mundo y continuaba en el más allá. Se podía decir que era el más terrible de las sentencias, y no solo por lo que le hacían durante la aplicación de la pena.

¿Qué se hacía cuando se aplicaba el Lingchi? Lo explicamos en el siguiente punto.

3 – ¿Cómo se aplicaba la muerte de los mil cortes?

¿Cómo se aplicaba la muerte por Lingchi llegado el momento? La  mayoría de las veces la sentencia se hacía en público, por lo que cualquiera podía verlo. Como se ha dicho, era una forma de humillación pública. Sin embargo, también era una forma de enviar un mensaje a la población para mostrar lo que pasaba si se atacaba a un miembro de la realeza, se cometía traición, etc.

El reo era llevado a una estructura simple de madera (normalmente unos postes enlazados entre si) y era atado. Los verdugos entonces iniciaban los cortes para arrancar pequeñas porciones de piel y músculo del condenado. Como se ha dicho, el sistema podía variar, pero normalmente se empezaba por el pecho y los músculos que lo rodeaban.

Una vez que las costillas quedaban al descubierto, los verdugos se centraban en los brazos y luego los muslos y piernas. Esta primera etapa de la ejecución era donde más sufría el infortunado que estaba siendo ajusticiado. Sin embargo, en muchos casos solo resistía entre 10 y 20 minutos a la tortura antes de desmayarse o entrar en shock.

También hay documentos que hablan de que algunos condenados recibían un “privilegio” antes de ser ejecutados mediante Lingchi. Para que todo fuera mas “humano”, se le daba opio antes de la ejecución y que así fuera más llevadero. Es lo que se piensa que se hizo con Fu-zhu-li, el último ejecutado por Lingchi en 1905.

Aun así, hay que recordar que la finalidad era que el reo sufriese, por lo que no siempre se le daba opio. También hay cierta confusión en el número de cortes que se daban. Aunque oficialmente eran mil cortes, la ejecución empezó siendo con cien cortes. En algunos casos se dice que se podía hacer en tres mil, lo cual era algo más común durante la dinastía Ming.

Otra de las variaciones era el tiempo que se prolongaba Lingchi durante su aplicación. En algunos casos la sentencia tenía que continuarse incluso se el reo se había desmayado. Esto podía llevar varias horas en hacerse. Sin embargo, hay documentos que muestran que en algunas regiones solo duraba unos minutos y después se decapitaba al condenado. También dependía del tipo de crimen que el reo había cometido.

Hay antiguos documentos chinos que hablan de un ejecutado por este método, el cual tardó 12 horas en morir. Por lo tanto, lo mucho que se sufriera dependía de la resistencia del condenado, la pericia de los verdugos y el crimen que se había cometido.

Una vez que el reo había muerto, se le cortaba la cabeza y los miembros. Era metido en una cesta y así se le condenaba a vagar en el más allá sin estar del todo entero.

4 – ¿Cuándo se usaba esta antigua ejecución china?

Cómo se ha dicho, el principal motivo era atacar a un miembro de la familia real. Otros motivos podían ser la traición o el asesinato (dependiendo de la forma y el número de personas).

Los ataques al emperador o su familia no tenían porque ser solo físicos, ya que los verbales podían acabar en la muerte de los mil cortes. Era una forma de disuadir a los que se oponían a la dinastía que tenía el poder en ese momento. Algunas veces los propios emperadores dictaban sentencias de Lingchi contra rivales y enemigos.

En aquellos tiempos había conspiraciones para hacerse con el poder, y podía ocurrir en la misma familia real. Cuando Lingchi era aplicado a un miembro de la familia real, algunas veces los familiares de la víctima podían usar ciertos privilegios. Se sabe que algunas veces podían sobornar a los verdugos para que clavaran un cuchillo en el corazón del condenado. De esta manera le ahorraban todo el suplicio de una muerte lenta.

Obviamente, lo tenían que hacer de forma disimulada y después de unos minutos de estar cortando. Luego con discreción le clavaban el puñal en el corazón. El público y los testigos lo achacaban a que el reo se había desmayado, aunque en realidad ya había muerto.

Como se ha dicho, en algunas regiones no se llevaba esta terrible ejecución hasta el final. De hecho, se cumplía la sentencia que había dado la justicia, pero lo aplicaban según las reglas locales que tenían. Esto significaba que se evitaba parte del sufrimiento del condenado. En algunos casos donde el crimen no era tan grave, el primero corte se hacía en el cuello y el preso moría desde el primer momento.

5 – ¿Cómo se veía Lingchi en el resto del mundo?

Como se ha dicho, Lingchi se mantuvo como método de ejecución durante casi mil años. Los principios del siglo XX pudieron ver la última ejecución de este tipo, y dio la oportunidad de que lo presenciaran muchos occidentales. Por eso precisamente se pudo sacar fotografías y documentar la última de las ejecuciones. Incluso existen fotografías de muchas más ejecuciones por Lingchi, y ni solo la de Fu-zhu-li.

En el siglo 19 Occidente ya conocía esta forma de pena capital y hubo muchas reacciones sobre ello. Muchos aventureros, viajeros, soldados y misioneros contaban su versión de lo que era esta ejecución, lo cual llevó a cierta desinformación. Los detalles variaban y se formaron muchas historias sobre este modo de ejecución chino.

Un viajero australiano llamado George Ernest Morrison fue de los primeros que hablaron del Lingchi en Occidente. Otros aventureros de la época como William Arthur Curtis también documentaron esta ejecución, y se dice que hizo varias fotografías a final del siglo 19. La ejecución de 1905 se piensa que fue fotografiada por soldados franceses, los cuales también sacaron fotos de al menos otras dos ejecuciones similares.

Las  pocas fotos que había junto a las historias que los testigos contaban, hicieron que en Occidente se considerara a los chinos como bárbaros. Aunque esta pena capital fue abolida en 1905, Occidente no podía asimilar que se hiciera algo así en pleno auge de la era moderna.

Curiosamente, Lingchi fue abolida varias veces a lo largo de la historia. Varios emperadores lo veían como un castigo cruel y exagerado y lo prohibieron. Lo que pasó es que luego se volvía a legalizar por otro emperador o legislador. También es cierto que con el paso de los años esta pena capital se iba usando cada vez menos. Solo se aplicaba en casos muy extremos.

6 – Fu-zhu-li –  La última ejecución por Lingchi

 La ejecución por Lingchi mejor documentada es sin duda la de Fu-zhu-li. Todo el proceso fue registrado en unas fotografías en blanco y negro. Aunque son terroríficas por el método de la ejecución en si, no dejan de ser una joya a nivel de documentar una época y una práctica que estaba a punto de desaparecer.

Fu-zhu-li era una guardia personal de un príncipe mongol, al cual asesinó en febrero de 1905. Fue condenado a la muerte mediante Lingchi, y se debía hacer en público para que todo el mundo viera las consecuencias de su acto.

A continuación se describe el proceso tal como pasó junto a las fotografías que se hicieron. También se da la descripción traducida de cómo fueron descritas por los testigos que pudieron ver la ejecución en 1905.

Los preparativos de la ejecución

Fu-zhu-li es atado a un poste donde se procederá a la ejecución mediante Lingchi. Su expresión no muestra miedo por lo que va a pasar. Muchos piensan que se le había administrado una dosis grande de opio para paliar el sufrimiento de la ejecución.

Los verdugos se preparan para comenzar

Hay una gran expectación por esta ejecución pública, y se puede ver como un gran número de personas se han reunido para presenciarlo. Los verdugos preparan sus herramientas para iniciar la sentencia de muerte.

Una foto antes de empezar

Se piensa que se dio un permiso especial para hacer fotografías de la ejecución. En esta imagen los verdugos “posan” en la foto con el condenado antes de empezar su trabajo.

Primer corte

Uno de los verdugos realiza el primer corte en el pecho de Fu-zhu-li.

Primera parte de la ejecución terminada

El pecho izquierdo del reo ha sido quitado del todo. Fu-zhu-li parece estar en una especie de letargo mirando a su verdugo. Esto se debe seguramente por los efectos del opio.

Segundos cortes

Los siguientes cortes se hacen en el otro pecho y se empieza con los brazos y piernas.

Los cortes continúan

Desde otro ángulo se puede ver como los verdugos continúan haciendo los cortes mientras el reo echa la cabeza hacía atrás. No está claro hasta qué punto está sufriendo, aunque posiblemente el opio no le deje darse cuenta de lo que está pasando.

Amputación de los miembros

En este punto de la ejecución, el condenado ha sido cortado en el pecho, brazos y piernas. Los verdugos inician la amputación de ambos brazos, cada uno en su lado del reo.

Continúa el suplicio

Uno de los verdugos continúa cortando el brazo derecho de Fu-zhu-li. El izquierdo ya ha sido retirado. En este punto, uno de los ayudantes del verdugo sujeta las cuerdas para sostener el cuerpo del condenado y que no se caiga.

El turno a las piernas

Después de acabar con los brazos, los verdugos comienzan con las piernas del reo.

El reo es decapitado

Como finalización de la ejecución, Fu-zhu-li es decapitado. Si nos fijamos bien en la fotografía, el reo parece tener cabeza todavía, pero es una de las personas que está más atrás.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

El periodo de verificación de reCAPTCHA ha caducado. Por favor, recarga la página.