Ya hemos hablado antes en flipada.com de algunos pistoleros del viejo oeste que se hicieron muy famosos. Sin embargo, se nos pasó hablar de uno que por muchos es considerado el más mortífero de la época. De hecho, Wild Bill Longley era considerado un hombre muy peligroso y hoy en día se le podría considerar un asesino en serie. Tenía un temperamento muy fuerte y además era muy rápido con el revolver. Mató a su primera víctima a los 16 años y continuó hasta llegar a la cifra de 32 personas asesinada bajo su revolver.

Orígenes de Wild Bill Longley

Wild Bill Longley nació Tejas en el año 1851 y vivió durante su niñez y juventud en el pueblo de Evergreen. Combinada sus estudios con el trabajo en la granja de la familia, por lo que nadie podría decir en lo que se convertiría. Sin embargo, tenía una gran pasión por las armas y desde muy joven practicaba a diario con el revolver de su padre. Se piensa que practicó incontables horas porque llegó a tener una precisión y rapidez sobrenaturales con el revolver.

Mientras tanto, había estallado la guerra de Secesión americana en 1861 y las cosas se pusieron complicadas para la familia de Longley. Aun así, por fortuna su familia no se vio involucrada en ningún conflicto durante la guerra. Cuando la guerra de Secesión acabó el nuevo gobernador de Tejas hizo varios cambios políticos, como por ejemplo abolir la esclavitud y liberar a todos los esclavos. Muchos confederados que habían perdido la guerra seguían enfadados y las nuevas leyes los enfurecieron aun más.

Todos estos cambios hicieron que el joven Wild Bill Longley desarrollara un creciente odio contra los negros. Los tiempos estaban cambiando mucho y no lo asimilaba bien. Aun así, al igual que muchas otras zonas del sur no tuvo más remedio que aceptarlo.

La primera víctima de Wild Bill Longley

Un día de diciembre de 1866, solo un año después de haber acabado la guerra de Secesión, Longley y su padre fueron a Evergreen a por provisiones. En el pueblo había un policía de raza negra que había bebido más de la cuenta. Se subió a su caballo sacando su revolver y empezó a insultar a las personas que había en la calle. Cuando llegó a la altura donde estaba Longley, insultó a su padre. Wild Bill Longley le dijo que guardara su arma, pero el policía desafiante le apuntó a la cabeza.

Lo que no se esperaba era la velocidad de reacción de Longley, el cual desenfundó y mató al policía negro en el acto. Hubo un juicio y le declararon inocente ya que se había defendido contra un hombre armado y borracho. Sin embargo, algo cambió en el joven pistolero al haber probado la sangre por primera vez. Formó una pequeña banda la cual se dedicaba a robar caballos a los esclavos liberados. Durante esta época mató a dos de ellos.

A lo largo de dos años Wild Bill Longley junto a su hermanastro John W. Wilson aterrorizaron a muchos ex esclavos reconvertidos en ganaderos. También se ganó una reputación como un pistolero muy rápido. Por este motivo, muchos otros pistoleros empezaron a llegar a Tejas para desafiar a Longley y ganarse una reputación. Se tuvo que batir muchas veces y ganó todos los desafíos. Parecía que no existía nadie que fuera más rápido y preciso que Wild Bill Longley. Aparte de los duelos, también aprovechaba para iniciar una pelea contra cualquier yanqui que se le pusiera delante.

La escalada en su carrera criminal

Hasta el momento Longley había robado caballos, asesinado a un par de granjeros durante los robos y matado a otros tantos en los duelos a revolver. Era natural que diera el siguiente paso en su carrera delictiva. Se unió a la banda de Cullen M. Baker, la cual también se dedicaba a robar caballos. Al poco tiempo de estar en la banda fue apresado por unos vigilantes, los cuales eran voluntarios que perseguían a los cuatreros para lincharlos.

Decidieron colgar a  Longley y a la persona que iba con el por robar caballos, y eso pudo haber sido el final del pistolero. Sin embargo, la suerte intercedió por el. Uno de los vigilantes no satisfecho con haber colgado a las dos personas, decidió practicar el tiro al blanco con ellos. Longley colgaba de la soga y apenas podía respirar y encima le estaban disparando. Uno de los disparos le dio en la cara y le rompió un diente. Sin embargo, otra de las balas rozó la soga de la que pendía. Debido a su propio peso, la soga se rompió y Longley cayó al suelo.

Los vigilantes ya se habían marchado y no vieron como el pistolero caía del árbol. Sin embargo, la persona con la que iba murió. Sangrando por la cara pero vivo, Wild Bill Longley huyó del lugar antes de que llegara alguien. La suerte quiso que sobreviviera al linchamiento.

La trayectoria de muertes continúo…

El haberse librado de la horca no pareció que le hiciera querer redimirse. En 1870 se reunió con su hermanastro y cometieron varios robos, matando a un hombre y una mujer negra por el camino. Las autoridades pusieron precio a su cabeza, donde daban mil dólares por ambos forajidos. Un caza recompensas consiguió matar al hermanastro de Longley. Viendo que estaba demasiado buscado en el sur del país, el pistolero decidió viajar al norte.

En el norte la cosa no cambio demasiado. Empezó a trabajar como conductor de diligencias y parece que iba por el camino recto. Sin embargo, después de una discusión con su jefe le disparó hasta matarlo. Tuvo que volver a huir y llegó hasta la localidad de Leavenworth. Estando en esta ciudad tuvo una pelea con un soldado que habló mal de Tejas Por este ofensa fue asesinado por Longley, aunque esta vez le consiguieron detener. Fue acusado de asesinato y condenado a treinta años de prisión. Sin embargo, consiguió escapar.

Los últimos años y ejecución de Wild Bill Longley

Los siguientes años del pistolero no fueron muy diferentes de los anteriores. Se alistó en el ejército pero desertó al poco tiempo. Fue arrestado y condenado a 2  años de prisión, aunque solo cumplió 6 meses. Cuando fue liberado volvió a desertar pero esta vez tuvo cuidado de que no le capturaran. Mientra tanto se vio metido en varios duelos con otros pistoleros de la época, a los cuales ganó sin problemas. Parece que no tenía rival.

En 1876 cogió un trabajo recogiendo maíz en los campos del reverendo William R. Lay, en el condado de Delta. Era algo temporal para sacar algún dinero, aunque los problemas no tardaron en llegar. Estando en la cantina del pueblo echando un trago, tuvo una fuerte discusión con uno de los locales y fue arrestado. Consiguió huir de su celda y volvió a la granja del reverendo William R. Lay. Por alguna razón que no se sabe, estaba enfurecido con el y nada más verle le mató. En el momento de morir, el reverendo estaba ordeñando una vaca y ni siquiera iba armado.

Huyó a Louisiana, pero no había contado que el reverendo era un hombre con muchas influencias. La justicia le persiguió sin descanso y fue capturado en DeSoto Parish. Fue llevado de vuelta al condado de Delta. En el juicio le declararon culpable y le condenaron a muerte. En octubre de 1878 frente a miles de personas, Wild Bill Longley fue llevado al lugar de ejecución. Lo hizo con sentido del humor ya que al subir las escaleras del cadalso vio una tabla suelta. Dijo que la repararon ya que no le gustaría tropezar y romperse la nariz.

El primer intento de ejecución falló

De la misma manera que se libró del anterior ahorcamiento, Longley se libró del segundo también. Parece que el destino se negaba a que muriera de esa forma. Lo que pasó es que cuando Longley estaba en el patíbulo frente a unas cuatro mil personas, dijo unas palabras diciendo que merecía morir por la vida criminal que había llevado. Una vez que acabó de hablar, miró al verdugo y asintió para que se consumara la ejecución.

El problema era que el verdugo era novato y dejó la cuerda demasiada larga. Al abrir la trampilla Longley cayó de pie en el suelo. Hubo risas generalizadas por esta peculiar situación. Esto le hizo ganar algunos minutos de vida hasta que arreglaron la cuerda. Finalmente en el tercer intento fue ejecutado. De todos los pistoleros que hubo en el salvaje oeste, Wild Bill Longley posiblemente sea el más temerario y mortal que existió.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here