Si no te suena el nombre de Walter Hill, te diremos que es uno de los directores y productores de cine más famosos de Hollywood. Son innumerables las películas que ha hecho, como por ejemplo, “Límite: 48 Horas”, “Forajidos de Leyenda”, “Cruce de Caminos” y muchas más. Una de sus primeras películas fue Warriors los amos de la noche, la cual se considera de culto por los aficionados al cine.

Realizada en 1979, tuvo un presupuesto muy bajo ya que Walter Hill estaba empezando. El tema eran las bandas de delincuentes que tan de moda estaban en los años setenta. En Nueva York había un gran número de estas bandas, y eran verdaderamente un problema. Warriors fue todo un éxito en taquilla y te contamos algunas cosas interesantes de este film.

1 – Está basada en una antigua historia griega

La acción transcurre en los suburbios de Nueva York, pero Walter Hill basó le película en la mitología griega.  Fue realmente en una novela gráfica de Sol Yurick, la cual a su vez se había basado en la historia del ejército griego, el cual tuvo que pasar por más de mil kilómetros de territorio luchando con los ejércitos locales.

El territorio que atravesaron era persa, y no había otra manera de llegar a Grecia. En su largo viaje los griegos vieron mermadas sus filas, pero consiguieron llegar a casa. Aun así, Warriors los amos de la noche no es una versión fiel a la novela. Walter Hill lo hizo pensando en los tiempos que corrían y la cultura de bandas que existía.

Lo cierto es que aunque la base la tenga en la antigua Grecia, se puede decir que es realmente un western. Walter Hill era también un gran aficionado a las películas del oeste, por lo que también usó este formato para este film.

2 – Una de las bandas está basada en el grupo KISS

Walter Hill es un fanático del grupo de rock KISS, y también lo era cuando hizo Warriors los amos de la noche. No es de extrañar que quisiera rendir tributo a su grupo preferido. Lo hizo pintando las caras a una de las bandas que salen en la película muy al estilo KISS.

En este caso la banda eran los “Baseball Furies”, los cuales iban vestidos como jugadores de Baseball incluyendo bates. Sus caras estaban pintadas basándose en los músicos del grupo musical, algo que no ocultó en ningún momento.

3 – Se usaron verdaderos miembros de bandas muy peligrosas

Las bandas que salen en Warriors los amos de la noche se inventaron para el rodaje. Sin embargo, hizo falta la ayuda de bandas reales de las calles para poder terminar el rodaje.  Una de las bandas que fueron contratadas fue los Mongrels, los cuales se encargaron de proteger los camiones con todo el equipo de rodaje. Se filmaba en sitios peligrosos y los robos eran frecuentes. Los Mongrels tenían que impedir los robos.

Dado que hacían falta muchos extras para hacer ciertas escenas, también se contrataron miembros reales de bandas de delincuentes. Fueron en total unos mil miembros de bandas de Nueva York. Sin embargo, para guardar el orden muchos policías que estaban de permiso también estuvieron entre los extra por si había problemas.

Aun con las medidas de seguridad  hubo algunos problemas. En una de las escenas hubo una trifulca que se salió de control y se destruyeron miles de dólares en equipamiento. Parece ser que dos bandas rivales estaban demasiado juntas y decidieron montar su propia guerra en el rodaje.

4 – Warriors los amos de la noche hizo famoso el metro de Nueva York

El metro de Nueva York ha aparecido en muchas películas, pero en Warriors los amos de la noche lo convirtieron en todo un icono. En pocas películas se hace tanto énfasis en un medio de transporte, y de hecho se hace un buen repaso a este sistema de tren suburbano. Se pueden ver planos de pasos elevados, subterráneos, pasillos y todo tipo de pasadizos.

También es una de las películas donde más gente se cuela en el metro saltándose los rodillos para no pagar. En este caso se entiende porque lo hacen para salvar su vida, pero dio muchas ideas a cientos de personas que vieron el film.

5 – Robert de Niro iba a estar en el film

De la película Warriors los amos de la noche salieron muchas caras conocidas del cine, aunque pudo haber varias estrellas actuando. Unas de ellas fue Robert de Niro, ya que Walter Hill pensaba que sería perfecto para hacer uno de los papeles. Sin embargo, De Niro ya había actuado en películas como “El Cazador” y “Taxi Driver” por lo que su caché como actor era ya alto.

Finalmente no estuvo en la película a pesar de que Walter Hill insistió. Como curiosidad, el actor Kevin Bacon también estuvo a punto de formar parte del reparto. Tampoco ocurrió, aunque faltó muy poco.

6 – Una de los diálogos más inquietantes fue improvisado

Como en muchas películas de este tipo, hay buenos y malos. Es irónico sobre todo teniendo en cuenta que todos son bandas criminales. En este caso la banda “buena” es de Long Island, y quieren volver a su territorio mientras las demás bandas de Nueva York los quieren matar.

En el lado de los muy malos tenemos a Luther, el cual es el verdadero culpable de todo lo que pasa. En uno de sus conversaciones con los miembros de la banda de Los Warriors, hace una improvisación que quedó en el metraje final. Mientras improvisa sus líneas, hace ruidos con unas botellas de cristal puestas en sus dedos. El mérito lo tiene el actor David Patrick Kelly, el cual usaba esa técnica de niño para alejar a los matones de su barrio.

Parece ser que David Patrick Kelly se había criado en una zona muy conflictiva con mucha delincuencia. Había que inventarse técnicas para no ser molestado o atracado, y le fue muy bien hacerse el loco con el truco de las botellas. En la película quedó tan bien que Walter Hill decidió que se quedara esa escena.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here