Hemos puesto en flipada.com varios videos de tiburones en diferentes situaciones, donde algunas veces eran las personas las que estaban en peligro y otras eran los tiburones. En esta ocasión podemos ver una de las escenas más escalofriantes que hemos publicado, y por suerte todo quedó en un susto. De hecho, el submarinista del video estuvo muy cerca de perder literalmente la cabeza, y viendo el video podrás ver que no exageramos.

Gracias al aumento a los dispositivos móviles que llevan potentes cámaras, se pueden grabar cosas casi en cualquier sitio. Hasta hace unos años muchas cosas increíbles que pasaban solo las conocíamos porque nos lo contaban. Imágenes como las del video hubieran sido difíciles de creer incluso si nos hubieran jurado que ocurrió de verdad. Pues en este caso las pruebas están en el video de unos 20 segundos de duración, el cual nos muestra lo vulnerables que somos en mar abierto.

En el video se ve como un gran tiburón blanco sale de repente al lado del distraído submarinista, dejando su cabeza a centímetros de su enorme boca. Nos podemos hacer una idea de lo que hubiera pasado si el tiburón hubiera decidido atacar. Sin embargo, en este caso el tiburón blanco solo estaba explorando por simple curiosidad, y por eso no tuvo ni siquiera intención de iniciar un ataque.  Tenemos que darnos cuenta que los ataques de este tipo de tiburón son masivos y muy rápidos. El submarinista no hubiera tenido ni una sola oportunidad si el tiburón hubiera atacado.

Echa un vistazo al video y te darás cuenta de la suerte que tuvo el submarinista.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here