Si existe un estudio serio sobre ovnis y avistamientos de naves alienígenas, ese es el llamado Proyecto Libro Azul. A principios de los años cincuenta la fuerza área de los Estados Unidos comenzaron un proyecto que estaba dedicado a los naves de origen desconocido y el posible contacto con extraterrestres. El proyecto acabó en 1969, por lo que estamos hablando de casi veinte años de documentación sobre estos encuentros.

Este año 2019 se cumplen cincuenta años del Proyecto Libro Azul, y aunque se han desclasificado muchos documentos, hay cosas que mucha gente todavía no sabe. Te contamos algunas cosas interesantes de estos estudios que seguro que te sorprenderán.

1 – El Proyecto Libro Azul no fue el primer estudio sobre los ovnis

El Proyecto Libro Azul vio su comienzo en 1952, pero antes de esa fecha ya existían avistamientos de naves no identificadas. A raíz de uno de estos avistamientos en 1947 el gobierno de los Estados Unidos inició el proyecto SIGN. El objetivo era principalmente si esas misteriosas naves podían ser una amenaza.

Del proyecto SIGN salio un documento llamado “Estimación de la situación” que hablaba de que las naves vistas podían ser alienígenas. Sin embargo, las fuerzas aéreas destruyeron el documento y decidieron hacer otro estudio más elaborado. Es cuando lanzaron el proyecto GRUDGE a principios de los cuarenta. A los pocos años es cuando se lanzó el definitivo Proyecto Libro Azul.

2 – ¿Por qué se llamó Proyecto Libro Azul?

Una cosa que hay que tener en cuenta es que los ovnis no tienen que ser de origen extraterrestre. Es una de las equivocaciones que son asumidas por la gran mayoría. Los ovnis son objetos que están sin identificar, y pueden ser perfectamente de origen terrestre. El hecho de que hubiera extraterrestres en los avistamientos era simplemente otra posibilidad.

La idea detrás de todos estos proyectos buscando objetos voladores sin identificar, era principalmente para ver si podían ser una amenaza para la nación. En el momento de empezar el proyecto “Project Blue Book” los oficiales del ejército del aire americano hacían el examen final para ser oficial en los llamados “libros azules”. Por este motivo alguien pensó que llamarlo Proyecto Libro Azul tenía sentido para algo desconocido que tenían que estudiar.

3 – Se creó un protocolo especial para los avistamientos

equipo del Proyecto Libro Azul

El Proyecto Libro Azul era uno de los estudios más serios que se había hecho sobre los ovnis y contenía varios procedimientos. Se trataba de saber exactamente lo que las personas habían visto y poder hacer una estimación exacta. Por este motivo había un protocolo que era un cuestionario estándar por el que tenían que pasar los que habían visto un ovni.

El cuestionario hacía preguntas muy directas como ¿Qué tiempo hacía el día que viste el objeto? ¿Se movía rápido o despacio? ¿Hacía movimientos extraños que no eran normales? El cuestionario también pedía dibujar el objeto con todo el detalle posible… El cuestionario era bastante extenso, y una vez finalizado se enviaba a un grupo especial de oficiales para que lo estudiara.

Este cuestionario era el primer paso para hacer la documentación de los ovnis. En el Proyecto Libro Azul se hicieron miles de documentos basados en este protocolo con cuestionario incluido. Según algunas estimaciones se llegaron casi a los tres mil documentos asociados. Cualquier filtración de estos documentos al público suponía varios años en prisión.

4 – Los grandes errores de este proyecto del gobierno

El Proyecto Libro Azul tuvo muchos problemas, y algunos llegaron hasta el congreso de los Estados Unidos. Para poder hacer todos los estudios desde un lado científico, se contrató a un consultor para las partes más complicadas de explicar. Este cargo recayó en el astrónomo Allen Hynek. Cuando este científico revisó varias de las conclusiones que habían hecho hasta el momento, vio que todos los datos eran incorrectos.

Hasta el momento todo el tema lo había llevado un oficial llamado Héctor Quintanilla. Parece ser que no lo había hecho demasiado porque el astrónomo Allen Hynek puso el grito en el cielo. De hecho, en muchas de las cosas tuvieron que dar explicaciones. Varias de ellas fueron llevadas al congreso, donde se hicieron una serie de auditorías al proyecto.

5 – ¿Han vuelto a existir proyectos parecidos?

Lo que muchos no saben es que aunque el Proyecto Libro Azul acabó en 1969, ha habido otros proyectos posteriores menos conocidos. Uno de los más importante y más recientes se creó en el año 2007. Se llamó AATIP que quería decir Programa de Identificación de Amenazas Aéreas Avanzadas. Estuvo vigente hasta el año 2012.

Desde el 2012 se han registrado otro buen número de estudios de menor envergadura sobre ovnis y los riesgos de objetos que no se pueden identificar. Como se ha dicho, no es específicamente sobre posibles alienígenas, ya que pueden ser otras muchas cosas. Sin embargo, deja claro que nadie descarta la posibilidad de que nos visiten naves de otros lugares muy lejanos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here