En Inglaterra se ha inaugurado según dicen ellos, el museo más pequeño del mundo. Puede que sea verdad porque este museo es una cabina telefónica. No se necesita mucho tiempo para ver este museo localizado en Yorkshire ya que solo permite a un visitante a la vez. Este mini museo se ha creado gracias a un proyecto de la WCA, que es una comunidad local que adquirió esta cabina de una compañía de comunicaciones británica. Esto fue a raíz de que la compañía decidiera quitar más de cuarenta cabinas telefónicas de la zona. Sin embargo, la comunidad decidió reconvertir la cabina en un museo dedicado a la historia local.

En este diminuto mueso podemos encontrar fotografías, joyas antiguas, piezas antiguas que han donado miembros de la comunidad y muchas cosas más. Cualquiera puede pararse en el museo y admirar un poco de la historia de la comunidad. La idea es que cada tres meses todos los objetos sean cambiados por otros, por lo que el peculiar mueso irá cambiando de contenido frecuentemente. Aunque el WCA ha dicho que es el museo más pequeño del planeta, todavía están esperando que el libro record de los Guinness les avise para ver el museo e incluirlo en su grupo. Hay otros mino museo en Nueva York que tiene el record, y se encuentra en un montacargas.

foto-1

foto-3

foto-4

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here