Ya hemos hablado antes de las psicopatías y algunas curiosidades que tienen, pero lo cierto es que hay muchas ideas equivocadas sobre los psicópatas. El cine y las creencias de millones de personas han dado una imagen clara de lo que son los psicópatas. Básicamente se tiene la idea de que son monstruos que están siempre planeando cosas terribles para su propio beneficio.

Sin embargo, la realidad es muy diferente y no todos son tan malos como nos quieren hacer creer. Te hablamos de algunas de las ideas equivocadas sobre los psicópatas más comunes que la gente tiene. Te sorprenderá saber algunas, sobre todo viendo que nosotros mismo podríamos tener algunos rasgos psicópatas.

1 – Hay que saber diferenciar los psicópatas

psicopatas en el trabajo

Uno de los errores que la mayoría de la gente tiene sobre los psicópatas, es que son todos iguales. Pues lo cierto es que hay tres tipos de psicopatía y cada una tiene sus propias connotaciones. Las psicopatías existentes son las siguientes:

  • Psicopatía agresiva
  • Psicopatía desestabilizada
  • Psicopatía retraída

Lo cierto es que hay gente que considera que hay más, o por lo menos variantes de las tres que hemos mencionado.

El psicópata agresivo es el que se nos suele mostrar en el cine y las novelas. Se puede decir que se ajusta a lo que todo el mundo cree que tiene que ser un psicópata. Suele aparecer a edades muy tempranas y es un proceso interno que nada tiene que ver con los padres y la educación. Se puede decir que es su forma de ser y como funciona su cerebro. Este tipo de psicópatas creen que todo gira a su alrededor, por lo que no hay reglas que le obliguen a nada.

 La psicopatía desestabilizada está más relacionada con conductas aleatorias. Suele estar asociado a una lesión o incluso trastorno del individuo que le hace ser antisocial. Sin embargo, puede mostrarse como episodios que van y vienen. En algunos casos puede ser provocado por una enfermedad o consecuencias de un accidente (una lesión cerebral por ejemplo).

Por último el psicópata retraído también es antisocial en general, pero en este caso suele tener una culpa interna que siempre la persigue. Suele ser retraído en general, lo cual no es el típico psicópata que la gente puede pensar. Suelen tener episodios de estrés, ansiedad y no se sienten satisfechos con la vida que tienen.

2 – La mayoría no son violentos

psicopatas integrados

Una de las ideas equivocadas sobre los psicópatas es que son todos violentos. Pues lo cierto es que no es así. La verdad es que los casos de violencia que podemos ver en los medios o en cualquier parte del mundo no son realizados por psicópatas o sociópatas. Son gente violenta por otros motivos, pero no necesariamente por tener una psicopatía.

Según las estadísticas, los psicópatas violentos son una parte minoritaria en la sociedad. De hecho, una cosa que muchos no recuerdan es que la gran mayoría de los psicópatas ni siquiera son criminales. Esto ocurre porque como en muchas otras cosas, hay niveles y puntos intermedios en esta clase de comportamientos.

¿Quiere decir esto que la psicopatía no tiene que ver con la violencia? Lo cierto es que hay varios estudios que muestran que no hay un vínculo claro. Como se ha dicho, hay muchas personas violentas en el mundo, y la mayoría no son psicópatas. Las películas de Hollywood nos han hecho creer todo lo contrario, pero no es el caso.

3 – El psicópata medio que nos solemos encontrar

psicopatas famosos

Pero entonces la pregunta es ¿Hay realmente psicópatas alrededor nuestro? Pues lo cierto es que teniendo en cuenta que hay muchos grados de psicopatía, hay muchas posibilidades de que conozcas a unos cuantos. La buena noticia es que la gran mayoría son inofensivos. De hecho, prácticamente todos los psicópatas del mundo no van haciendo daño a otras personas.

En la sociedad en la que vivimos, es fácil tener una actitud psicopática debido a la competividad y lo rápido que va todo. Por eso, mucha gente se sorprende cuando hace un test de psicopatía  y sale que tiene rasgos claramente positivos. Por tanto, se pueden tener comportamientos psicópatas debido al entorno en el que nos movemos. Esto posiblemente lo habrá comprobado más de una persona.

4 – ¿Es la psicopatía una enfermedad mental?

psicopatas emocionales

Como se ha dicho en el apartado anterior, la turbulenta sociedad en la que vivimos ayuda a que se desarrollen comportamientos psicópatas. Aunque vivimos en un mundo que parece regido por el lado emocional de las cosas, lo cierto es que luego vemos que no hay demasiada empatía en otros aspectos. La mayoría de las muestras emocionales que vemos en muchos medios, son simplemente para conseguir un fin.

Ya no lo vemos solo en políticos sino en todo tipo de gente. Mientras por un lado defienden una idea con gritos y llantos, por otro buscan la el daño y la destrucción de los que no piensen como ellos. Son rasgos psicópatas que se han implantado en los últimos años y que es realmente preocupante. Por tanto, ¿Se puede considerar una enfermedad mental?

Lo cierto es que muchos expertos piensan que las psicopatías no deberían incluirse en las enfermedades mentales. Esto es debido a que analizar una psicopatía es mucho más complicado de lo que parece. Son muchas cosas a tener en cuenta y no se descubre con un simple test de 5 minutos. Sin embargo, se puede considerar enfermedad cuando algunos de los síntomas entran en la categoría de otras enfermedades de la mente. ¿La falta de empatía o preocupación por los demás es estar loco? Lo cierto es que los psiquiatras y psicólogos piensan que no.

5 – ¿Tienen realmente sentimientos los psicópatas?

que le duele mas a un psicopata

Dentro de las ideas equivocadas sobre los psicópatas quizá esta sea la más creída. La gente piensa que los psicópatas son una especie de robots que no sienten nada y no tienen emociones. Nada más lejos de la realidad. Los psicópatas experimentan toda clase de emociones, donde se incluyen tristeza y rabia como las más comunes.

Esta es una idea muy equivocada que tiene la gente. ¿Como puede un psicópata enfadarse o incluso llorar? En las películas los vemos fríos y calculadores donde nunca pierden la calma. Muchas veces es el aspecto que pueden dar, pero eso no significa que sea cierto. Los psiquiatras han podido comprobar que pueden sentir emociones, pero en diferentes grados a los que solemos ver.

Lo que suele diferenciar a un psicópata a otra persona es que no puede expresar sus emociones de la misma manera. Hay casos donde se han convertido en verdaderos actores para suplir esa falta de emociones. Sin embargo, según muchos estudios esta falta de conexión emocional es algo que no les gusta. Muchas personas consideradas psicópatas les gustarían sentir sus emociones como lo hacen los demás.

6 – ¿Se puede ser amigo de un psicópata?

psicopatas sintomas

Aquí viene otra pregunta del millón, y es ¿Se puede ser amigo de un psicópata? Otra cosa que mucha gente no sabe es que los considerados psicópatas también necesitan tener relaciones amistosas, y de hecho siempre están buscando encontrar nuevos amigos. Muchos incluso lo hacen por esa curiosidad que tienen para entender las conexiones con otras personas. Hay que recordar que muchos psicópatas ni siquiera saben que lo son.

Lo cierto es que seguro que tenemos algún amigo que estos rasgos y no lo sabemos. En ocasiones se puede notar en algo, pero en general pasa desapercibido. Como se ha dicho, ser un psicópata no significa que haya un peligro, aunque también depende del tipo que sean. Por tanto, no te preocupes demasiado si alguna vez sugieren que eres un psicópata… no es tan grave como parece.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here