Hoy en día existen grandes producciones de ciencia ficción donde el presupuesto no es problema. Muchas películas de ahora del estilo “Los juegos del hambre” tienen un gran éxito y son auténticas súper producciones. Pero hace más de 30 años se sentaron las bases para películas de este tipo, y fue gracias al director John Carpenter y uno de sus actores preferidos Kurt Russel. La película que hicieron fue Rescate en Nueva York y aunque era de bajo presupuesto, se ha convertido en todo un clásico de la ciencia ficción.

Rescate en Nueva York no era precisamente una película de héroes, esperanza y buenos sentimientos. Era violenta, oscura y con un anti héroe llamado Snake Plissken que se ha convertido en personaje de culto entre los seguidores de Carpenter. En su 35 aniversario hoy hablamos de algunas curiosidades de este gran film que sigue siendo tan fresco como cuando se estrenó.

Rescate en Nueva York no fue rodada en esta ciudad

foto-1

Aunque la acción transcurre en Nueva York, Carpenter y su equipo no pudo rodar algunas de las mejores escenas en esta ciudad. Las complicaciones para pedir los permisos eran demasiado grandes, por lo que decidieron rodar en otro sitio. Eligieron St. Louis. Esto fue debido a que algunos años antes  un incendio había destruido partes de la ciudad dejando muchos edificios en ruinas y calles vacías. Esto daba el lugar apocalíptico perfecto para la película.

Según comentaron los productores, era impresionante ver esta parte de la ciudad. A donde llegaba la vista se podían ver estos edificios devastados que parecía que no acababan. Para Carpenter esta parte de St. Louis era su paraíso particular, donde podía rodar de noche y llenar las calles con todo tipo de cosas para dar la apariencia deseada.

Lo que si se grabaron en Nueva York fueron las escenas del helicóptero en la isla de la libertad (donde está la estatua de la libertad). Contra todo pronóstico, le fue concedido a Carpenter y su equipo el permiso para grabar en este lugar. Era algo muy difícil y de hecho fue la primera compañía que pudo grabar en esta localización.

El comienzo del film era diferente

foto-2

Cuando vemos a Snake Plissken por primera vez ya es un prisionero muy conocido por ser un antiguo héroe de guerra.  Se le da la oportunidad de ser libre si realiza la misión que le encomiendan. Sin embargo, la idea de Carpenter era mostrar el motivo por el que fue enviado a la cárcel. Se llegó a rodar una escena donde Plissken y un cómplice atracan un banco y huyen en un tren antes de ser capturados. En las proyecciones de prueba los asistentes lo vieron confuso, por lo que se eliminó del film.

El nombre de Snake Plissken es de una persona real

foto-3

Cuando se estaba escribiendo el guión original, Carpenter estaba buscando un nombre para su personaje principal. Lo curioso fue que un amigo de un amigo conocía a alguien que se llamaba Snake Plissken, el cual parecía ser uno de esos tipos duros que tienen una serpiente tatuada. Le gustó tanto que se quedó con el nombre para el personaje de Kurt Russell.

Carpenter no lo tuvo fácil para que Russell estuviera en la película. En el momento de hacer Rescate en Nueva York Kurt Russell era más conocido por sus trabajos con Disney. No era un actor de acción, aunque Carpenter estaba convencido de que el papel de Snake era para él. Por otro lado, la el estudio ya había pensado en otros actores duros conocidos, como Chuck Norris. Carpenter pensó que Norris era demasiado mayor para el papel y al final se quedaron con Russell.

James Cameron colaboró en el film

foto-4

Para parte de los efectos especiales Carpenter recurrió a la productora de Roger Corman. En una de las secuencias las fuerzas especiales tienen que lanzar comida desde un helicóptero a los prisioneros. Hacían falta pinturas de fondo para simular un Nueva York apocalíptico. Uno de los artistas que hizo las pinturas fue un joven James Cameron, el cual trabajaba para Corman por aquel entonces. Esto fue mucho antes de hacer “Titanic”.

El parche en el ojo de Plissken

foto-5

Una de las cosas que más se recuerdan del personaje de Snake Plissken es el parche del ojo. Por lo visto esto no estaba en el guión. Fue el propio Kurt Russell el que se lo sugirió a Carpenter, al cual le gustó mucho la idea. Lo que dijo el director fue que no recordaba haber visto a nadie con un parche desde John Wayne en “Valor de Ley”. El parche fue incluido de inmediato en el guión.

Otros actores vinculados a la película

foto-6

Tres años antes de hacer Rescate en Nueva York, el director había rodado otra película famosa llamada “Halloween”.  Era una película del género de terror ‘slasher’ que fue pionera en este tipo de cine. También fue el film que hizo famosa a Jamie Lee Curtis. Si este slasher no hubiera tenido el éxito que tuvo, posiblemente Carpenter no podría haber hecho Rescate en Nueva York. Carpenter llamó a Jamie Lee Curtis para que hiciera un cameo en la película.

Si te estás intentando acordar de la escena donde actúa Curtis, no sigas intentándolo. No sale físicamente en ninguna escena. Lo que hizo la actriz fue poner su voz a la narración y a la computadora.

foto-7

Por otro lado, Donald Pleasence (también de la saga de “Halloween”) también fue llamado para hacer un pequeño papel. En este caso hizo de presidente de los Estados Unidos, aun teniendo un acento británico. Esto es algo que se preguntaban muchos espectadores. El propio Pleasence escribió una historia para incluir en el guión donde los Estados Unidos volvía a ser una colonia británica. Al final Carpenter decidió no usarlo.

Carpenter y Russell tienen una idea para la tercera parte

foto-8

Aunque llevó quince años, Carpenter y Russell volvieron al mundo de Plissken con “1996 Rescate en L.A.”. Desde esta segunda, se ha hablado mucho de hacer una tercera, y los cierto es tanto el director como el actor idearon una posible trama. Parece ser que se trataba de que Snake escapara de la Tierra.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here