El elefante del video siguiente se llama Mosha, y cuando solo era un bebé tuvo una experiencia de lo más terrible. Solo tenía dos años cuando pisó una mina y perdió la mayor parte de su pata delantera. Después de eso parecía imposible que pudiera llevar una vida normal, y se pensó seriamente en sacrificarla. Sin embargo, un médico de Lampang en Tailandia entro en juego y decidió ayudar al pequeño elefante. Therdchai Jivacate es u n cirujano prostético y un gran amante de los animales. En cuanto se enteró de l que había pasado se negó a que la sacrificaran y quiso ayudar.

En esos tiempos no se habían hecho prótesis para elefantes, por lo que se tenía que crear una de la nada. El médico fue el que operó al elefante para salvarle la vida y de paso prepararlo para poder llevar una nueva prótesis. Fue todo un éxito y el pequeño elefante pudo volver a andar con normalidad. Han pasado quince años desde que eso pasó y cada cierto tiempo tienen que modificar la prótesis debido al crecimiento del animal. En el video se ve claramente como este médico tailandés quiere mucho a Mosha y está orgulloso de haberla salvado.

Hay que reconocer que tendría que haber más gente como este cirujano que ayudó al elefante. Si hubiera más gente que se preocupara de los demás de esa manera, el mundo sería mucho mejor. Os dejamos con este inspirador video:

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here