Existen errores comunes en situaciones de supervivencia que te podrían costar la vida. La mejor manera de no cometer estos errores de supervivencia es conocerlos antes de que nos veamos en una situación comprometida.

¿Te has visto alguna vez en una situación de extrema supervivencia? ¿Sabrías que hacer llegado el momento? La mayoría de la gente vive con un mínimo de comodidad, sobre todo si está en una ciudad. Por supuesto que todo el mundo tiene problemas en el día a día, y algunas veces pueden ser situaciones muy desagradables. Sin embargo, hablamos de estar completamente a merced de la naturaleza y por nuestros propios medios.

Cometer errores en la vida es algo normal, pero si nos encontramos en un ambiente hostil sin la posibilidad de pedir ayuda, nos puede costar la vida. Esperamos que nunca te tengas que ver en una situación así, pero si ocurre, estas son algunas cosas que NO debes hacer.

1 – Tener un buen criterio de las cosas

Algunos se estarán preguntando “¿Cómo podría acabar en una situación extrema de supervivencia?”. El hecho de que estamos en el siglo 21 y todo parece estar controlado por la tecnología y los avances científicos, nos dan una falsa sensación de seguridad. Hay infinidad de situación que puede ocurrir, y de hecho el mundo es grande y puede ser hostil.

Por si no lo sabías, todos los años fallecen o simplemente desaparecen personas en bosques, junglas, desiertos y océanos. Un buen número de estas muertes podrían haberse evitado siendo más conscientes del entorno y los riesgos. Por desgracia, otras situaciones son casi inevitables y depende del destino.

Aun así, en cualquier situación ya sea por falta de criterio o por el destino, hay que saber desenvolverse. Cómo mínimo no hay que cometer los típicos errores en situaciones de supervivencia, y por desgracia mucha gente los comete. Da igual que te hayas perdido por un bosque o una jungla, te desorientes en la naturaleza o estés en una mala situación a muchos kilómetros de la civilización… no hay que hacer tonterías que te puedan costar la vida.

La primera medida es tener un buen criterio sobre nuestras capacidades. Mucha gente piensa que es invencible y no le puede ocurrir nada en ninguna parte. Esto es bastante típico de gente de ciudad que lo tiene todo “controlado” en su entorno. Sin embargo, piensan que otros entornos son iguales al suyo.

Si vas a viajar a un sitio que no conoces para hacer senderismo, safaris, excursiones en junglas o cualquier parque nacional, debes prepararte antes. Incluso los mencionados “parques nacionales” pueden inducir a errores porque muchos piensan que son zonas controladas y seguras. Nada más lejos de la realidad, y por eso hay que ser conscientes de los riesgos antes de hacer nada.

2 – ¿Qué hacer si te pierdes haciendo “camping”?

Uno de los riesgos más grandes es precisamente en actividades que hace la mayoría, como es el camping o excursiones en la naturaleza. Muchos excursionistas se pierden todos los años en zonas inmensas de árboles y vegetación. Muchos son rescatados sin daños o consiguen salir por sus propios medios. Otros son encontrados muertos o nunca son encontrados.

Hay que pensar que muchos parques nacionales, junglas y zonas de bosque son como gigantescos desiertos. La diferencia es que tienen más vegetación y recursos para sobrevivir, pero alguien que no esté experimentado puede pasarlo muy mal.

¿Qué no hacer si nos perdemos en un bosque o jungla? Vamos a suponer que se lleva tiempo perdido y ya se ha agotado el agua y la comida. Estamos hablando de situaciones de supervivencia, y es cuando realmente tenemos que hacer las cosas correctamente.

Lo primero es no beber cualquier agua que veamos en el camino. Es muy bonito ver como en las películas y series (y algunos documentales) beben agua de ríos y lagos sin problema, pero tiene riesgo. Hay que saber como purificar agua, porque aunque el agua parezca limpia y buena, nos puede poner enfermos. Saber “limpiar” el agua nos da una garantía de que no nos pondremos malos o enfermemos.

La mejor manera de purificar el agua es hervirla. Con un simple cacharro o envase y un mechero, ya tenemos lo necesario para hervir agua o nieve y asegurar que las bacterias y virus no puedan sobrevivir. Si se encuentra agua, hierve toda la cantidad que puedas para poner tener reservas mientras te encuentran o consigues salir de la situación.

3 –  Hay que admitir que estamos perdidos

Mucha gente empeora la situación cuando se niega a admitir que se han perdido. Siguen haciendo suposiciones y cambiando de rumbo pensando que ya han encontrado el buen camino. De hecho, hay un porcentaje alto de personas que simplemente siguen adelante con la esperanza de encontrar el camino correcto o un sitio habitado. Esto puede llevar a que las cosas vayan a peor.

El problema de no saber parar a tiempo es que nos podemos estar alejando de zonas más seguras. Si nos aventuramos en zonas más escondidas o remotas, será mucho más difícil para los equipos de rescate encontrarnos. ¿Qué hacer entonces?

Lo mejor es admitir que estamos perdidos y acampar en una zona de claros. Cuanto menos árboles haya alrededor, más probabilidades habrá que los helicópteros de rescate pueden te localicen. Muchas veces hay que dar tiempo para que los equipos de rescate hagan su trabajo. Si la situación es muy extrema y vemos que no habrá rescate, siempre habrá tiempo de moverse.

Otro de los errores comunes en situaciones de supervivencia es volver al campamento de noche. Es una típica manera de perderse porque en la oscuridad todo se ve de distinga manera. Es correr un riesgo innecesario y se lo mejor es acampar antes de que anochezca.

Lo mejor es calcular el tiempo que se tarda en regresar al campamento o lugar donde estamos durmiendo. Si vemos que se nos hará de noche durante el regreso, es mejor acampar y pasar la noche.

Es más seguro quedarse en un sitio que tenga agua cerca, que esté protegido del viento y con madera por si hay que hacer fuego. Si se tiene tienda de campaña o un saco de dormir mucho mejor. Si no es así, hay que hacerse algún refugio improvisado con ramas y arbustos. El refugio (por malo que sea) con una fogata, nos mantendrá a salvo hasta el día siguiente.

4 – ¿Qué pasa si te pica una serpiente o araña?

Dependiendo de donde te hayas perdido, puede haber serpientes, arañas u otros animales venenosos. En muchas ocasiones las serpientes y arañas no suponen un peligro para los humanos, pero en otras pueden ser un riesgo para la vida. Las arañas no suelen ser mortales en la mayoría de los casos, pero hay serpientes que si pueden ser extremadamente peligrosas.

¿Qué hacer si te pica un bicho venenoso en medio de la naturaleza? Hay un fallo que comente muchas personas, y esto se lo debemos a las películas y series de televisión. El error es intentar chupar el veneno y luego escupirlo. Lo hemos visto innumerables veces pero es uno de los grandes errores de supervivencia que debemos evitar.

En primer lugar, el absorber el veneno puede hacer que la persona que está chupando se envenene también. Tampoco ayuda demasiado al herido porque podría acelerar el flujo de sangre y empeorar la situación. Lo mejor es hacer un torniquete (si se puede) e inmovilizar la zona hasta que se pueda encontrar ayuda.

5 – ¿Qué pasa si te ves en medio de un incendio?

Todos los años comprobamos que hay incendios por todas partes, ya sea en España, Francia, Estados Unidos o cualquier país de Sudamérica. Es algo que por desgracia ocurre más de lo que debería. ¿Qué ocurre si te encuentras atrapado en un incendio forestal y tu vida corre un claro riesgo?

Verse atrapado en un incendio en un bosque o jungla es algo que debemos evitar. Sin embargo, algunas veces ocurre y tenemos que tomar decisiones. El problema es tomar las erróneas, ya que nos puede costar la vida. Muchos expertos dicen que dependiendo de la intensidad de las llamas, lo mejor es correr lo más rápido que se puede hasta llegar a un punto seguro. Es de las mejores maneras de alejarse de las llamas.

Lo que nunca se debe hacer es meterse en una cueva o cavar un hoyo con la esperanza de que el incendio pase de largo. Hay que alejarse de las llamas, y eso nos mantendrá con vida. Por supuesto, debemos proteger lo máximo posible nuestro cuerpo y vías respiratorias.

Lo primero es cubrir boca y nariz y también proteger nuestros ojos con algún tipo de gafas (si se tienen). Lo siguiente es buscar una zona donde las llamas sean más débiles y correr como alma que lleva el diablo por ese camino. Se deben tomar bocanadas de aire de forma pausada en zonas de menos humo. Nadie ha dicho que sea algo fácil, pero en una situación extrema pocas probabilidades quedan.

Hay que tener en cuenta una cosa, y es no respirar mientras estemos pasando por el área en llamas. Todo depende de cómo aguantemos la respiración. Si vemos una zona con menos humo hay que tomar la bocanada en ese sitio.

Respirar en medio de un incendio hace que los pulmones se llenen de humo o incluso que tengan quemaduras. Correr hasta alcanzar un sitio seguro es nuestra mejor baza.

6 – Caer en aguas heladas

Seguro que has visto alguna película donde alguien está andando o patinando en un lago helado, y el hielo se rompe a sus pies. ¿Qué hacer si te ves en el agua con solo un agujero en el hielo para salir? La situación es muy peligrosa y mucha gente muerte por no guardar la calma y hacer unos sencillos pasos.

Si estás en un lago helado y se rompe el hielo haciéndote caer al agua, lo primero es mantener la calma. No hay que chapotear o intentar nadar en el mismo momento.  Tampoco hay que intentar quitarse la ropa porque se piense que es muy pesada. De hecho, esa ropa nos ayudará a mantener el calor e incluso nos ayudará a flotar.

Lo primero que hay que hacer en el agua es darnos la vuelta y localizar el agujero en el hielo. Todo esto sin apenas moverse, y solo cuando veamos en el agujero es cuando hay que nadar hacía el. Una vez en el borde del agujero, hay que agarrarse a la parte más gruesa y tranquilamente coger impulso para salir.

Nada más salir hay que mantenerse tumbado en el hielo. No hay que intentar ponerse de pie porque se podría volver a romperse la base. Estando tumbados repartimos nuestro peso por la superficie del hielo. Poco a poco nos arrastraremos a una zona donde el hielo está más sólido. A estas alturas alguien habrá acudido a ayudarnos.

7 – ¿Qué no hacer durante un tornado?

Si estás en España o cualquier otro lugar de Europa, no tendrás que preocuparte demasiado de los tornados. ¿Pero que pasa si estás en Estados Unidos o ciertos países de Sudamérica o Asia? Entonces puede que te encuentres cara a cara con uno de estos fenómenos meteorológicos, y algo tendrás que hacer.

Lo que nunca se debe hacer ante un tornado es refugiarse debajo de un puente. No hay que hacerlo ni siquiera si vamos en un vehículo y lo hemos podido aparcar debajo de dicho puente. El motivo es que los tornados pueden ocasionar que el puente tenga un efecto ventilador.

Esto significa que muchos restos volando por el tornado pasarán por debajo del puente a cientos de kilómetros por hora. Serán unos proyectiles de gran tamaño, y no querremos estar en ese lugar. Hay que buscar refugio pero en algo que tenga un techo. Si puede ser un sótano mucho mejor. ¿Qué ocurre si no tenemos nada de eso? Lo mejor es alejarse lo más rápido que se pueda sin mirar atrás.

8 – ¿Cómo sobrevivir a un accidente de ascensor?

Este último punto no es realmente algo que pase en la naturaleza, pero también es una situación extrema. Hay una creencia muy extendida que dice que se debe saltar antes del impacto. Pues esto no es cierto y no solucionará nada. El golpe será terrible hagas lo que hagas, y esto es la cruda realidad. Por tanto, que se puede hacer en una situación como esta.Dentro de lo malo, lo mejor es tumbarse en el suelo y distribuir todo el peso por el suelo del ascensor. Esto no nos garantiza que podamos sobrevivir, pero es mucho mejor que hacer cualquier otra cosa o no hacer nada.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

El periodo de verificación de reCAPTCHA ha caducado. Por favor, recarga la página.