Por desgracia, existen un gran número de animales extinguidos que ya nunca volverán a estar sobre el planeta Tierra. Muchos de ellos se extinguieron por causas naturales y otras por la mano del hombre. Cuando pensamos en animales extintos nos viene a la cabeza los dinosaurios que desaparecieron hace millones de años, pero son muchas las especies que se han extinguido a lo largo de los años.

Por suerte, algunas de estas especies pudieron ser documentadas en fotografías o filmaciones antes de desaparecer. Son animales que ya no veremos en ninguna parte, pero al menos hay documentos que nos recuerdan como eran. Te damos una lista de animales extinguidos con algunas fotografías y películas que se hicieron antes de quedar extintos.

1 – El Lobo de Tasmania o Tilacino

El primero de nuestra lista es el Lobo de Tasmania o Tilacino, del cual hemos puesto algunas filmaciones. Se le conocía también como el Tigre de Tasmania, y era considerado el marsupial carnívoro más grande del mundo. Como dice su nombre, era un animal originario de Tasmania, aunque también se podía encontrar en Australia y Nueva Guinea.

Su aspecto era bastante curioso, donde por un lado parecía un perro aunque con características únicas a esta especie. Por ejemplo, por su lomo había unas rayas que se asemejaban a los de un tigre, y por eso se le comparaba con estos felinos. Incluso había gente que pensaba que el Lobo de Tasmania era de la familia de los felinos en lugar de los marsupiales.

No era fácil ver esta criatura ya que era nocturna y muy huidiza al ser humano. También era un formidable depredador con un gran instinto para la caza. Este era otro de los motivos por los que se le puso el apodo de lobo o tigre. El problema fue que la población humana se fue haciendo mayor en las zonas donde vivía. Cada vez tenía menos terreno donde cazar, y eran muy frecuentes los encontronazos entre Lobos de Tasmania y personas.

Lo que ocurrió es que hubo grandes batidas de cazadores para eliminar a estos marsupiales, lo cual llevó a su extinción en 1936. Se dice que aun podían existir algunas de estos animales con vida, pero son simples rumores sin confirmar. Al ser tan tímidos y nocturnos, puede que se alejen del ser humano para su supervivencia. Por desgracia, es una teoría que los expertos creen que es imposible.

2 – El León de Nubia

León de Nubia
León de Nubia

Otro de los animales extinguidos de nuestra lista es el león de Nubia, el cual se podía encontrar en el norte de África. También se le solía llamar el león de Atlas, ya que la mayor población de estos felinos se podía encontrar en las montañas de las cordilleras de Atlas. Algunas veces se refiere al león de Nubia como Pantera de Nubia, pero no tiene nada que ver con las panteras, jaguares y otros felinos similares.

Curiosamente, estos leones eran los usados en el Coliseo Romano para que lucharan con gladiadores, otros animales o devorar a los cristianos para entretener a la población.

La población de los leones de Nubia empezó a disminuir a mitad del siglo 19 debido a las intensas cacerías deportivas. Se convirtieron en un objetivo de europeos adinerados que hacían safaris para cazar animales exóticos. No está claro cuando se extinguieron estos leones, pero muchos expertos creen que fue en los años cuarenta.

El último león de Nubia vivo y documentado fue abatido en 1942 en Marruecos. Durante los años sesenta se habla de varios testimonios que dicen haber visto este tipo de león en Argelia. Sin embargo, no hay pruebas de esto y nadie los ha podido ver, fotografías o filmar nunca. Por desgracia, parece que el león de Nubia que mataron en los años cuarenta fue el último.

3 – La Cuaga o Quagga

Cuaga o Quagga
Cuaga o Quagga

La Cuaga o Quagga era de la familia de las cebras, y por la fotografía podrás comprobar que no hay dudas sobre su vinculación. Este animal vivía en Sudáfrica y las típicas rayas de cebra solo las tenía en a cabeza. El resto del cuerpo era la de un equino normal y corriente. De hecho, si no fuera por las rayas podía pasar por un caballo.

Fue a mediados del siglo 19 cuando la Cuaga se extinguió de forma definitiva. El motivo fue la caza desmedida de este animal, sobre todo al llegar los holandeses al país. El problema era que los colonos necesitaban terrenos para sus cultivos y sus propios animales de granja. Por este motivo se permitió la caza sin control de los Cuaga o Quagga, lo cual llevó a su desaparición.

Antes de su extinción, se intentó salvar a la especie teniendo algunos especímenes en cautividad. Algunos de ellos fueron llevados a zoológicos de Europa, pero no eran animales que podían vivir encerrados. Algunas especies solo pueden vivir en libertad para reproducirse, y este fue el caso de la Cuaga. Se acabó convirtiendo en otro de los animales extintos por el hombre.

4 – Tigre del Caspio

Tigre del Caspio
Tigre del Caspio

En cuestión de grandes felinos, el tigre del Caspio fue otro que se extinguió en el siglo XX. Fue una de las especies de tigre más grandes que existía, teniendo un tamaño algo menor al tigre de Bengala. Su hábitat estaba en los bosques que bordeaban el mar Caspio, y hay muchas grabaciones de este felino en su medio salvaje. No se sabe muy bien porque se extinguió, aunque su número siempre fue reducido y focalizado en esta parte de Oriente.

Se dio al tigre del Caspio como extinto en los años setenta, cuando varias expediciones visitaron los bosques del mar Caspio. No pudieron encontrar ni uno solo de estos tigres, y tras varias investigaciones dieron a este felino como extinguido. ¿Podría existir algunos de estos tigres en la actualidad? Es poco probable ya que desde los años setenta no se ha vuelto a ver ninguno. Ni siquiera existen en cautividad para poder repoblar los bosques con este tipo de tigre.

5 – Rinoceronte Negro Occidental

Rinoceronte Negro Occidental
Rinoceronte Negro Occidental

El rinoceronte negro occidental era una subespecie del conocido rinoceronte negro que todos conocemos. Es uno de los animales más recientes en extinguirse, ya que oficialmente se dio por desaparecido en el 2006. Uno de los principales motivos de su extinción fue la caza deportiva y la caza furtiva.

A principios del siglo XX el rinoceronte negro occidental fue cazado de una manera descontrolada. Esto hizo que su número bajara de una forma drástica y la población quedara muy tocada. En los años treinta se intentó solucionar el problema para evitar su desaparición, creando reservas protegidas. Durante unos años la cosa funcionó ya que la población de estos rinocerontes volvió a crecer.

Por problemas de presupuestos y medios para mantener las zonas reservadas protegidas, la población volvió a decrecer. Los cazadores furtivos aprovecharon esta falta de protección y finalmente acabaron con esta especie durante los años 2000. Al principio de la década quedaba solo unos pocos, pero en el 2006 ya era imposible ver a uno solo de estos animales.

En este caso está muy claro que son animales extintos por el hombre de forma directa. Por desgracia, es una especie irrecuperable y se podía haber salvado con más medios y menos codicia por el dinero que podían dar ciertas partes de su cuerpo.

6 – Rana incubadora gástrica

Rana incubadora gástrica
Rana incubadora gástrica

Uno de los animales extinguidos de nuestra lista es también uno de los más peculiares. Se trata de la rana incubadora gástrica originaria del sur de Australia. Lo que las diferenciaba de otras especies de rana era la forma que tenían en reproducirse.

Los huevos de esta rana eran fertilizados por el macho y luego la hembra se los tragaba. No era para comerse los huevos sino para incubarlos durante seis meses en su estómago. Para no entorpecer la gestación de los huevos, la madre no comía nada en estos seis meses. Al cabo de este tiempo de los huevos salían pequeñas ranas que salían de la boca de su madre. Era algo asombroso y único en el reino animal.

La rana incubadora gástrica fue vista por última vez a principios de los ochenta, y nadie las ha podido volver a ver. Finalmente se dieron por extinguidas este tipo de rana, el motivo de nuevo fue el ser humano. Su extinción coincidió con la introducción de un hongo en su hábitat que resultó ser muy tóxico para estas ranas.

También se piensa que pudo haber sido por causa de alguna enfermedad que diezmó a estas ranas. Las ranas supervivientes no pudieron salir adelante y la especie acabó desapareciendo.

Se ha hablado mucho de hacer clonación de animales extinguidos, pero no es tan fácil como puede parecer. Aunque hay más medios que en el pasado, son muchas barreras las que hay que franquear todavía, tanto técnicas cómo éticas. Quizá en el futuro algunos de estos animales extinguidos puedan volver a estar entre nosotros.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here