Ya hemos puesto algunos videos de la asociación en ayuda de los perros Hope For Paws. Se dedican a contestar llamadas de personas que denuncian si un perro necesita ayuda. En este caso les reportaron que había un lobo con muy mal aspecto andando por las calles de Los Ángeles. Rápidamente se pusieron en marcha y el equipo de rescate encontró a lo que parecía un lobo. El animal estaba lleno de infecciones y muy delgado. También le habían crecido mucho las uñas y apenas podía andar por el dolor. Aunque su aspecto recordaba al de un lobo, realmente era un perro con un posible parentesco con lobo.

Al principio el animal estaba asustado y desconfiaba del equipo de rescate. Sin embargo, poco a poco fueron ganando su confianza y pudieron ponerle la correa y llevara a la clínica para recibir los cuidados necesarios. Lo primero fue tratar las infecciones de piel que tenía con baños especiales para eliminar las bacterias. Lo siguiente que descansar y se alimentara adecuadamente. Podemos ver en el video como todo esto dio resultado, y el cambio es asombroso. Menos de un año después, el perro está irreconocible.

No hay comentarios

Dejar respuesta