Hay una tradición que solo los que están en el mundo del piano conocen. Si un piano muy viejo no está afinado o ya no hay manera de dejarlo operativo, solo queda quemarlo. Quemar pianos viejos se ha convertido en una especie de tradición entre muchos músicos en todo el mundo, No se sabe muy bien como empezó esta moda, pero lleva ya unos cuantos años entre nosotros. Se dice que podría haber empezaron en las fuerzas aéreas británicas durante la segunda guerra mundial. Como parte del entrenamiento de esta fuerza aérea, pensaban que debían ser más educados y caballerosos, por lo que les daban clases de piano.

foto-1

El dar clases de piano estando en el ejército y encima en guerra no era algo que les gustara a los pilotos. De hecho, muchos odiaban esta imposición de tener que aprender a tocar el instrumento. No es de sorprender que más de un piano “casualmente” saliera ardiendo reduciéndolos a cenizas. Este acto de protesta pronto se convirtió en una tradición entre los pilotos de la RAF británica. Sin embargo, hay otra teoría sobre como empezó esta tradición, también referente a la RAF.

Se cuenta que un piloto de la fuerza aérea británica cayó abatido en combate, y resulta que también era el pianista del escuadrón. Después de morir, sus compañeros quemaron su piano en su honor durante su funeral. Si el no podía volver a tocarlo, nadie más lo haría.

foto-2

Esto ha llevado a que la tradición haya llegado al canal de YouTube con muchos videos quemando pianos y tocándolos mientras arden. Hay muchos y se pueden ver todos en este canal de video, pero os dejamos con uno divertido y rockero. Este grupo toca el tema de Jerry lee Lewis “Great Balls of Fire” mientras el piano está en llamas. De todos modos, si piensas quemar y tocar al piano al mismo tiempo, toma las precauciones necesarias porque puede ser peligroso. Como se puede ver, el pianista resiste casi hasta el final.

No hay comentarios

Dejar respuesta