Está claro que Julian Assange la ha liado gorda en el mundo político americano al revelar varios secretos comprometedores. En la actualidad sigue estando atrapado en la embajada ecuatoriana para así no ser detenido. Nacido en Australia, empezó como un prodigio de los ordenadores y más tarde como galardonado periodista. Sin embargo, como más se le conoce es por ser el fundador de WikiLeaks, que fue donde reveló información que puso en jaque a varios gobiernos, sobre todo el de Estados Unidos. Los documentos secretos que ha filtrado nos han dado una idea de cómo funciona el poder global y el interior de muchos estados.

foto-1

En la actualidad está requerido por al menos tres países por varios delitos, y parece que su estancia en la embajada de Ecuador va para largo. Aunque ya hay grupos que han pedido el nuevo presidente Donald Trump el perdón, el futuro de Assange sigue siendo muy incierto. Aun con todas las cosas que sabemos de este caso, mucha gente sigue sin saber cosas de este personaje. Veremos algunas cosas que quizá no supieras de Julian Assange.

No tuvo una infancia nada fácil

foto-2

Como se ha dicho antes, Julian Assange nació en Australia en 1971 de madre soltera. Sus padres estuvieron casados por un periodo corto de tiempo, peor al final se separaron al nacer Assange. Su apellido ni siquiera es de su verdadero padre, sino de su padrastro Richard Assange. Este segundo matrimonio tampoco funcionó, y finalmente hubo un tercer matrimonio donde Assange tuvo un hermano. Estuvieron viviendo en muchos sitios diferentes, moviéndose más de una docena de veces de casa.

Siendo todavía un adolescente se casó con su entonces novia y la cual tenía un hijo de otra relación. Al poco tiempo conoció a otra mujer y se divorció de la primera para irse con ella. Se casó con ella y tuvieron un hijo al año siguiente. Parece que estaba siguiendo los pasos de su padre. Sin embargo, al divorciarse de su segunda esposa quiso quedarse con la custodia de su único hijo. En la actualidad su hijo vive con su madre en Francia.

Fue un genio de los ordenadores en los ochenta

foto-3

De todos es sabido la época de hacker que tuvo Assange. Lo hacía por diversión y no para hacer actor delictivos o vandálicos. Sin embargo, penetrar en sistemas informáticos ajenos le trajo muchos problemas legales. A principios de los noventa las autoridades asaltaron su casa por haber vulnerado la red de la compañía canadiense Telecom. Después de mucha polémica, finalmente todo quedó en una multa. No hubo más cargos porque el tribunal entendió que había sido más bien una gamberrada.

No fue su único encuentro con la justicia, aunque la siguiente vez fue para ayudar a la policía. En 1993 la policía australiana aun le estaba investigando por pirata informático. Parte de la multa era hacer servicios sociales, por lo que Assange empezó a trabajar para la policía en el departamento de abusos infantiles. En este departamento ayudó a las autoridades a capturar varios pederastas y perseguir sitios de pornografía infantil. Gracias a los conocimientos de Assange, muchos criminales de este tipo pudieron acabar entre rejas.

WikiLeaks y los crímenes de guerra

foto-4

WikiLeaks comenzó su trayectoria en Internet en el año 2006. En principio ganó atención por sus informes informáticos y temas de seguridad. Sin embargo, cuatro años después de su creación, el portal de Assange publicó un video de un soldador americano disparando desde un helicóptero a 18 civiles en Irak Se podía ver que el ataque no estaba justificado y había intentado ser encubierto. En las semanas siguientes, WikiLeaks filtró dos largos documentos sobre actos de guerra en Irak y Afganistán. En estos documentos se podían leer crímenes de guerra cometidos por el ejército americano.

Eran noticias que hablaban sobre torturas, asesinatos por represalias y otras terribles acciones. Eran noticias que se habían ocultado al público y de repente estaban disponibles para todo el planeta. Estos documentos también revelaban que países aliados de Estados Unidos, como Pakistán, estaba financiando y ayudando a los Talibán en Afganistán. Esto claramente dejó cuestionando a muchos las alianzas de Estados Unidos y sus propósitos.

En la actualidad, Assange se enfrenta en Estados Unidos a cargos de espionaje y robo de propiedad privada del gobierno. Si es llevado a Estados Unidos, se puede enfrentar a más de 45 años de cárcel. Como se ha dicho antes, se ha pedido el perdón para Assange enviando la petición al reciente presidente Trump. Aun así, la cosa es bastante complicada, sobre todo por la siguiente sección.

Muchos políticos se la tienen jurada

foto-5

Julian Assange tiene muchos enemigos, lo cual es normal con un trabajo como el suyo. Se ha puesto en medio de gente muy poderosa y esto es algo que no perdonan. Algunos directamente le desean la muerte y no tienen problema en decirlo públicamente. El demócrata Bob Beckel decía sin tapujos que Assange debería ser abatido. Si no pudiera ser legalmente aplicando la pena capital, hacerlo de forma ilegal usando un francotirador. No es el único en pensar así. Varios políticos y figuras públicas han acusado a Assange de traidor y por ello debe ser eliminado.

Hillary Clinton está entre uno de sus más feroces enemigos. Esto fue por las filtraciones del 2010 sobre los correos secretos del departamento del estado. Los correos dejaban en evidencia a Hillary Clinton, como por ejemplo las opiniones de embajadores americanos sobre la gente con las que trabajaba. También se hablaba bastante mal de políticos extranjeros de todo el mundo.

Es bien conocido lo que dijo Hillary Clinton sobre acabar con Assange enviando un dron para matarlo. Estaba en una reunión con varios miembros de estado y dijo “en broma” que porque no se podía eliminar a Assange enviando un dron. La gente que estaba en la habitación se rió nerviosamente, pero Clinton siguió hablando muy seriamente de la posibilidad de enviar este dron para hacer el trabajo.

No hay comentarios

Dejar respuesta