Para los seguidores de “The Walking Dead” hemos podido comprobar que el protagonista Rick Grimes (Andrew Lincoln) ha cambiado muchos desde la primera temporada. En medio de la actual séptima temporada el líder del grupo de “Alejandría” ha pasado de ser un simple sheriff común a ser un peligroso hombre que no duda en acabar lo que se le ponga por delante. ¿Cómo ha ido cambiando tanto en este Apocalipsis zombie? Lo cierto es que hay algunos momentos muy reveladores que pueden explicar los cambios tan radicales en Rick Grimes. Te ponemos algunas de estos momentos, aunque avisamos que hay spoilers, por si alguna no ha visto la serie todavía.

1 – El tiroteo en el bar

En la temporada dos, episodio ocho Rick llega va en busca de Hershel, el cual se ha quedado impactado con la matanza de zombies en el granero de su granja. Hasta este momento solo había acabado con “caminantes” y nunca con una vida. Estando en el bar abandonado con Hershel aparecen dos viajeros que les dicen que están de camino a Nebraska. Sin embargo, empiezan a preguntar donde está su asentamiento y la cosa se pone bastante incómoda. En un momento de la conversión sacan las armas y Rick acaba con los dos hombres. No es la última vez en que el ex policía tendrá que acabar con vidas humanas.

2 – La muerte de Shane

Uno de los amigos y compañeros de trabajo de Rick era Shane Walsh. Le conocía desde el instituto, aunque sus caminos se separaron cuando Rick recibe un balazo y queda en coma. Shane entonces empieza una relación con su mujer Lori pensando que Rick ha muerto en el comienzo del Apocalipsis zombie. Mas tarde se reúnen, pero Shane ya se ha convertido en un asesino a sangre fría muy diferente a como era antes. Finalmente acaba con Shane en defensa propia, maldiciendo tener que hacerle esto a su amigo. Claramente fue otro punto de inflexión en el cambio de personalidad de Rick.

3 – La muerte de Lori

Una de las épocas más turbias  de Rick Grimes es sin duda cuando pierde a su esposa Lori. Muere durante una cesárea de emergencia en una prisión invadida por caminantes, donde su hijo Carl es el encargado de acabar con ella. Esto provoca en Rick alucinaciones donde puede ver y escuchar a su mujer muerta. Empieza a escuchar estas voces hablando con ella por teléfono. Esto ocurre en la temporada 3 y finalmente vuelve a recobrar la cordura haciendo que las alucinaciones terminen.

4 – La muerte de Hershel

Uno de los personajes más queridos en las primeras temporadas de “The Walking Dead” es sin duda Hershel. Es el que aparenta tener más sentido común en una locura como es el apocalipsis. Sin embargo, las cosas se ponen feas en la cuarta temporada y a pesar de intentar razonar con el “Gobernador”, es cogido prisionero. El propio “Gobernador” acaba con la vida de Hershel con la espada de samurai de Michonne. Esto claramente no ayuda en la salud mental del grupo, y tampoco con la de Rick.

5 – De nuevo fuera de la prisión

Al acabar la cuarta temporada todos tienen que huir de una prisión destruida, que había sido su refugio durante mucho tiempo. En el camino a buscar otros lugares más seguros se encuentran con otro grupo que les hace una emboscada. Son atrapados por la noche en una carretera y Joe, el líder de ese grupo tienen toda la intención de acabar con todos. Cuando un miembro del grupo atacante empieza a molestar a Carl, se vuelve loco   y contraataca, acabando con Joe de un certero mordisco en el cuello. La locura vuelve a estar presente en el antiguo sheriff.

6 – La terrible decisión en la iglesia

Otro grupo muy peligroso al que Rick y sus amigos se enfrentan son unos caníbales que les hacen pasar un mal rato. El jefe de los caníbales es Gareth y Rick se la tiene jurada desde unos episodios atrás. Para acabar con ellos les tienden una trampa en una iglesia donde los hacen prisioneros. No hay piedad para el grupo de caníbales y todo el grupo acaba con ellos con sus machetes para ahorrar balas. Fue un episodio particularmente duro que puso de nuevo al límite a todos, y a Rick por tener que tomar esa decisión.

7 – El encuentro con Negan

Llegando a la 7º temporada parece que el grupo de Rick es más fuerte que nunca. Ahora son unos luchadores curtidos y saben defenderse de los “caminantes” y de otras bandas. Sin embargo, otro numeroso grupo les vuelve a poner las cosas difíciles, y son los “Salvadores”. En esta ocasión se encuentran con Negan,  el jefe del grup, el cual deja claro desde el principio que es un sádico psicópata. Después de una demostración con su bate de baseball y algunas humillaciones más, queda claro que Negan es el que tiene el control. Como se puede ver, son muchas las cosas que han cambiado a un personaje que ha resistido 7 temporadas en una de las series de más éxito en los últimos tiempos.

No hay comentarios

Dejar respuesta