Las historias sobre conspiraciones se cuentan por cientos y muchas son demasiado increíbles para que alguien se las crea. Otras en cambio tienen un gran número de creyentes que defienden con fuerza estas realidades alternativas a la versión oficial. Las Conspiraciones del 11-S son las que más han dado que hablar en los últimos años y aun hoy sigue estando muy presente. Ya creas o no las teorías sobre lo que pasó el 11 de Septiembre de 2001, hay algunos puntos que no dejan de ser sospechosos. El gobierno mantuvo un secretismo poco usual sobre los atentados del 11-S y se puede entender hasta cierto punto. Aun así, hay cosas que a la gente le siguen sin cuadrar.

Para cada teoría sobre las conspiraciones del 11-S hay contra teorías que lo desmienten, pero la gente sigue pensando que no cuentan toda la verdad. A continuación hablamos de algunas de las conspiraciones del 11-S de las que más se hablan y se debaten. ¿Qué hay de verdad en todas estas teorías sobre lo que pasó ese fatídico día?

1 – Unos pilotos mediocres y sin experiencia

Una de las cosas que ha dado mucho que hablar es la supuesta habilidad de los terroristas que pilotaban los aviones. Consiguieron estrellar sus aviones en las torres gemelas con precisión y un tercer avión se estrelló en el Pentágono. Por otro lado, el vuelo 93 acabó estrellándose sin causar daños ya que el pasaje se amotinó contra los terroristas. Todos murieron también en este avión. Todos estos aviones no eran precisamente avionetas, sino grandes aviones comerciales.

Las dudas vienen de su unos pilotos inexpertos son capaces de manejar estos aviones con solo unas horas de simuladores de vuelo. Varios programas de televisión han hecho pruebas con simuladores de vuelo usando pilotos expertos para reproducir lo que pasó el 11-S. Se pudo comprobar que estos pilotos con experiencia lo pasaban realmente mal para dirigir sus aviones a unos puntos exactos, como podían ser dos rascacielos o un edificio como el Pentágono. ¿Cómo entonces podía hacerlo un grupo de pilotos inexpertos e incluso mediocres? Hay que recordar que en las clases de vuelo que dieron los islamistas del atentado, fueron expulsados por ineptos.

2 – Explosiones sin explicar en las conspiraciones del 11-S

Se habla mucho en las Conspiraciones del 11-S que las torres gemelas fueron derruidas con explosiones controladas. Varios videos desde diferentes ángulos en las redes sociales quieren mostrar que esto fue lo que pasó. No es nada nuevo ya que antes de que las torres se derrumbaran, muchos testigos dijeron haber escuchado varias explosiones desde dentro de las torres. También es cierto que hubo mucha confusión en esos terribles momentos. Sin embargo, son muchas personas que mantienen que esta teoría es cierta y hay incluso expertos en demoliciones que lo respaldan.

En el Pentágono ocurrió algo parecido. Mucha gente dijo haber escuchado explosiones en varios puntos de las instalaciones e incluso en el interior. Muchos de los supervivientes que salieron del Pentágono después de la colisión del avión, reconocieron que no vieron ningún resto del aparato. Ni siquiera vieron cuerpos o restos de equipaje, lo cual es normal en un accidente de aviación. Algunos testigos quisieron investigar un poco más estos datos, pero rápidamente fueron tachados de anti americanos y la mayoría prefirió callarse y no meterse en problemas.

3 – Las sospechosas declaraciones de Donald Rumsfeld

Un día antes de los atentados del 11-S el secretario de defensa Donald Rumsfeld hizo unas declaraciones que dieron que pensar. Dijo que habría grandes recortes para poder subvencionar varios proyectos en el Pentágono, principalmente para armas y operaciones gubernamentales. También dijo que había una gran cantidad de millones de dólares que habían “desaparecido” y que se estaba investigando qué es lo que había pasado. El Pentágono estaba dirigiendo las investigaciones de este dinero perdido, aunque sus sistemas informáticos fueran algo antiguos. Esa era otra cosa que se quería hacer con lo recaudado, y era renovar los sistemas informáticos.

Según dijo también el 10 de diciembre era que no estaba atacando al Pentágono con sus declaraciones. Lo que quería era modernizarlo y “liberarlo” de su situación actual. Solo un día después el Pentágono fue el tercer objetivo de los terroristas. Dio la casualidad de que los sistemas informáticos no funcionaron como se esperaba, tal como Donald Rumsfeld había comentado un día antes.

4 – La teoría de los sistemas informáticos obsoletos

El tercer avión en chocar contra un edifico gubernamental fue el vuelo 77 y fue contra el Pentágono. Rumsfeld había hablado de lo mal que estaba la tecnología informática de defensa y había que cambiarla. La casualidad fue que el avión se estrelló precisamente donde el Pentágono tenía su centro de datos y donde se almacenaba toda la información. El impacto fue tan fuerte que todo fue destruido y mucha información no se pudo recuperar. Esto dio que pensar a muchas personas, sobre todo recordando los muchos millones de dólares que habían desaparecido y se estaba investigando.

Muchos piensan que los datos que fueron destruidos en el impacto del vuelo 77 eran clave para averiguar el agujero de fondos. Todo son teorías y especulaciones, pero se veían mucha casualidad que un día después de anunciar este dinero perdido los datos se perdieran para siempre. Encima “resaltando” lo mal que estaban los sistemas informáticos que guardaban esta información.

5 – Los supuestos misiles del Pentágono

Otra de las cosas que se dicen del ataque al Pentágono es que realmente no fue un avión lo que se estrelló. Hay personas que dicen que fueron misiles los que impactaron contra el edificio de defensa. Uno de los que más defienden esta teoría es el general retirado Albert Stubblebine, el cual está convencido de que no fue el ataque de un avión. Según ha dicho, el avión solo es para cubrir lo que realmente pasó en un ataque controlado y hecho a propósito.

Según comentó Stubblebine, todas las cámaras de la zona fueron apagadas menos una. Precisamente esta cámara que quedó encendida y mostró las imágenes de “algo” parecido a un avión golpeando el Pentágono. Según el general retirado lo que se ve realmente es un misil pero las imágenes fueron alteradas. Otra cosa que se dice es que los sistemas de defensa aérea también fueron desconectados durante el ataque. ¿Por qué se apagaron las cámaras y los sistemas de defensa precisamente ese día?

6 – El misterio del vuelo 93

Como se ha dicho, uno de los vuelos no llegó a impactar en edificios tal como se tenía pensado. Era el vuelo 93 también llamado el vuelo de Pensilvania, el cual acabó cayendo y estrellándose en el suelo. Muchos se preguntan como se estrelló realmente. Se sabe que los tripulantes de este avión se dieron cuenta de las intenciones de los terroristas y tomaron una decisión. Decidieron luchar para impedir que los terroristas usaran el avión para estrellarlo contra algún objetivo. Se rebelaron y hubo una fuerte lucha consiguiendo reducir a los terroristas en la zona de pasajeros.

El problema fue que no pudieron entrar en la cabina de los pilotos y los terroristas decidieron estrellar el avión viendo la situación. Esta fue la versión oficial pero hay otra. En el 2004 Donald Rumsfeld hizo unos comentarios que parecían sugerir que el avión fue derribado por aviones de combate americanos. Fue en una visita a Bagdad durante las Navidades y esto hizo surgir muchas dudas sobre lo que realmente había pasado. El Pentágono rápidamente respondió a los comentarios diciendo que Rumsfeld se había confundido en sus declaraciones.

7 – La caída de las torres y los expertos en estructuras metálicas

Según la versión oficial, las torres gemelas se derrumbaron debido al intenso calor al quemarse el combustible de los aviones. Una de las grandes teorías en las conspiraciones del 11-S es que aunque eso pudiera ser verdad, es casi imposible que pasara dos veces seguidas. Muchos expertos en la construcción, demoliciones e incluso ingenieros de otras áreas, han puesto en duda esto. Como se ha dicho, muchos piensan que fueron demoliciones controladas y por eso cayeron las torres de esta forma. De hecho, muchos de los expertos dicen abiertamente el combustible de los aviones no puede fundir vigas de acero en los edificios.

Muchos testigos dijeron que antes de los atentados hubo una actividad inusual en las torres. Se empezaron varias obras que tenían que ver con la estructura de las dos torres, y esto lo hizo ser más sospechoso. Se habla de que ya estaban poniendo los explosivos que tirarían los rascacielos el 11-S.

Lo cierto es que muchos están de acuerdo en que las vigas no se pudieron derretir por el calor. Son vigas de acero preparadas para aguantar casi de todo. Sin embargo, la versión oficial dice que si pudieron debilitarse lo suficiente para comprometer la integridad de las dos torres. ¿Pudiera ser que los aviones solo fueron una excusa para dinamitar las torres? Los cierto es que solo son teorías, especulaciones e historias de conspiraciones sin una base realmente sólida. Aun así, mucha gente las sigue creyendo y piensan que son muy reales.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here