Las historias de crímenes son algo que atrae a la gente. Tanto los crímenes, las investigaciones y los juicios que hay después despierta un fuerte morbo en la gente. Todo esto sin contar con la cantidad de artículos en prensa, novelas, documentales y películas que se hacen sobre el tema. Algunos de los crímenes famosos que conoce todo el mundo son algunas veces malinterpretados y la gente acaba asumiendo ciertas cosas. Veremos a continuación algunos de los crímenes más conocidos donde la gente cree ciertas cosas que no se ajusta con la realidad.

1 – La famosa asesina Lizzie Borden nunca fue declarada culpable

Han pasado muchos años desde los conocidos como crímenes de Lizzie Borden. Un matrimonio murió bajo los golpes de un hacha de mano y su hijastra fue acusada del crimen. Ocurrió en 1892 y fue uno de los más horribles crímenes de la época. Andrew Borden recibió once hachazos y su mujer Abby Borden recibió 18. Su hija Lizzie fue llevada rápidamente a juicio acusada de los asesinatos, pero en una sola hora de deliberaciones fue declarada inocente. No se estaba del todo seguro de que había sido la asesina, pero tampoco había pruebas de que fuera culpable.

Hoy en día se sabe que probablemente Lizzie Borden fuera inocente de los crímenes. Mientras estuvo detenida hubo otro asesinato usando un hacha en la ciudad. Tampoco pudieron encontrar sangre en la ropa de Lizzie, y hay que recordar que fue detenida pocos minutos después del segundo asesinato. Por tanto, hoy en día se considera casi con seguridad que no fue culpable. Aun así, su nombre ha quedado como un sinónimo de asesina.

2 – La falsa creencia sobre Charles Manson

Para una gran cantidad de gente Charles Manson es uno de los asesinos en serie más conocidos de la historia. Lo cierto es que técnicamente Manson nunca mató a nadie y no es ni de lejos un asesino en serie. Ni siquiera estaba presente cuando la Familia Manson cometió los horribles crímenes que todo el mundo conoce. El término ‘asesino en serie’ fue creado por el FBI haciendo referencia a alguien que ha matado más de dos personas en ocasiones separadas. Los asesinatos de “la familia” fueron realizados en dos noches consecutivas y tenían un motivo preciso, que era traer el apocalipsis con sus asesinatos. Por este motivo, nunca se les acusó de ser asesinos en serie, tal como estaba definido por el FBI.

Charles Manson ordenó los asesinatos pero no es considerado un asesino en serie. Fue condenado por los crímenes como si los hubiera cometido el mismo, pero nunca se manchó las manos de sangre. Según la justicia americana, es realmente un inductor al crimen pero no un asesino.

3 – El payaso asesino conocido como John Wayne Gacy

Los payasos son algo que provocan sentimientos enfrentados. Por un lado están los del circo y la televisión que hace reír a los niños, y luego están los payasos siniestros que ten de moda están ahora. Uno de los peores episodios que pasó la profesión de payaso puede que fuera con John Wayne Gacy. Se le conoce sobre todo por ser un asesino en serie y por sus fotografías vestido de payaso para animar fiestas de cumpleaños. Se dedicaba en su tiempo libre a disfrazarse y llamarse Pogo el Payaso. Lo más escalofriante es que sus víctimas preferidas eran niños pequeños. Por este motivo todo el mundo le conoció como el payaso asesino. Sin embargo, esto no es cierto del todo.

John Wayne Gacy nunca mató a nadie vestido de payaso. Su personaje de Pogo el payaso realmente lo utilizaba para encontrar a sus futuras víctimas, pero nunca se puso el disfraz para cometer los crímenes. De hecho, cuando los fines de semana se ponía el disfraz de payaso también visitaba hospitales e iglesias para hacer reír a niños enfermos y desamparados. Realmente hizo feliz a muchos niños de esta manera, aunque todo eso quedó ensombrecido al matar a 30 niños. Gacy fue detenido y condenado a muerte. Durante su tiempo en el corredor de la muerte se dedicó a dibujar payasos. Muchos de estos dibujos ahora se venden por miles de dólares.

4 – Un respetado forajido llamado Jesse James

Se han hecho infinidad de películas sobre Jesse James, además de canciones y novelas. Se puede decir que es uno de los forajidos más respetados de la historia. Una especie de ladrón bueno que fue llevado a ser un fuera de la ley por las circunstancias. Lo cierto es que no era ni mucho menos como nos lo intenta pintar Hollywood. Jesse James  era un ladrón que robaba tanto a ricos como pobres y se gastaba todo el dinero en mujeres, bebida y caballos. Fue el propio Jesse James el que quiso lavar su imagen al enviar cartas y telegramas a los periódicos de la época. Muchos escritores y periodistas vieron en este forajido una oportunidad de crear un una figura rebelde y romántica. Nada más lejos de la realidad.

También se le asoció a la continuación de la lucha del sur contra la confederación del norte. En una ocasión el y sus hombres masacraron a más de veinte soldados y les cortaron las cabelleras. Esto hizo que la confederación considerara a James un criminal de guerra aparte de forajido. Su carrera de robar bancos solo le benefició a el y sus hombres. No repartía dinero entre los más necesitados, tal como el mito cuenta.

5 – Los Intocables no acabaron con Al Capone

Ya lo hemos comentado en este mismo blog, y es que Al Capone fue a la cárcel pero no fue por Eliot Ness y sus intocables. Las películas son las que nos han hecho creer que Eliot Ness fue el que finalmente cazó al gangster. La realidad es otra. Es cierto que los intocables de Eliot Ness molestaron bastante al capo mafioso al perseguir sus actividades, pero poco más pudieron hacer. De hecho, los intocables realmente se centraron en los negocios de venta clandestina que tenía Al Capone. Sin embargo, Capone tenía otros muchos negocios donde ganaba incluso más dinero, como el juego y la prostitución.

Quien realmente tiene el honor de haber encarcelado a Al Capone fue el juez James Wilkerson. Consiguió acusar al mafioso de cinco cargos de evasión de impuestos que le llevó once años a la cárcel. Nadie hasta el momento había pasado más de tres años por evasión de impuestos, por lo que fue todo un precedente en este tipo de delitos. Finalmente Capone fue liberado por razones humanitarias debido al empeoramiento del sífilis que sufría.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here