Una de las bebidas más populares en todo nuestro planeta es la cerveza, y en eso no hay una discusión posible. A la gente la encanta la cerveza pero lo cierto es que sabe lo básico de ella. Es algo curioso teniendo en cuenta que tiene una antigüedad de unos diez mil años. Esta refrescante bebida lleva mucho tiempo dando alegrías y borracheras a la humanidad y hay mucha historia detrás de ella. De hecho, hay muchos datos sobre la cerveza que nos podrían dejar con la boca abierta. Hay increíbles momentos históricos de la cerveza que mucha gente no sabe y es una verdadera lástima. Ahora es el momento de cambiarlo gracias a este artículo.

1 – La creación de la cerveza

Ahora nos pedimos una cerveza en un bar y la disfrutamos por ser refrescante, saber bien hacernos sentir bien. En la antigüedad la cosa era mucho más profunda cuando se hacía referencia a esta bebida. En ciertas épocas del año se pensaba que la cerveza era lo que había que consumir porque la habían regalado los dioses. Esto se debía a su valor nutricional, las calorías contenidas, lo fácil que era de elaborar y por supuesto el “chispazo” que daba al consumirla.

Es complicado saber exactamente cuando la cerveza fue inventada pero se sabe que ya existía en el año 3000 antes de Cristo. Hay teorías de que la antigua China ya conocía como hacer esta bebida, por lo que la cosa puede venir de mucho más atrás. Son muchas las culturas que usaron los diferentes modos de hacer cerveza. Todo el mundo está de acuerdo en que la cerveza ayudó a que muchas culturas avanzaran mucho más rápido. El motivo es que se formó un gran comercio con esta bebida que hacía comunicarse a comunicarse a la gente en ciudades a cientos de kilómetros de distancia.

Si a esto le añadimos que la cerveza se hace con granos de cebada y cereales, se transporta más fácil y es una gran fuente de nutrientes. De todos modos, se piensa que los componentes de la cerveza tenían la intención de ser para hacer pan. Aun así, fue la cerveza la que triunfó y nos alegramos por ello.

2 – Los monjes sabían mucho sobre la cerveza

No es un secreto que los monjes en la edad media sabían mucho sobre la cerveza  Un monje muy conocido dijo en esta época algo así como “El que bebe cerveza duerme bien. El que duerme bien no peca. El que no peca va al cielo. Amén”. Esto puede resumir la devoción que los monjes tenía a la cerveza, donde eran unos expertos en elaborarla. La cerveza había sido introducida a la edad media gracias a la antigua Roma. Esto dio a la cerveza aire religioso además de lo que era como una bebida muy popular.

La cerveza en la edad media con los monjes estaba muy alejada de ser algo pecaminoso. Sin embargo la cerveza que los monjes hacían en sus abadías era de un fuerte contenido en alcohol. Si creemos que algunas cervezas de ahora son fuertes, las de hace algunos siglos las dejaban a la altura del agua mineral. Aparte de todo esto, para darle más sabor añadía todo tipo de cosas a la elaboración. Incluso se añadían aves muertas para su fermentación.

3 – La cerveza fue una salvadora en la Edad Media

La cerveza ha hecho muchas más cosas de las que nos pensamos por salvarnos el trasero en la historia. En la edad media hizo algo muy importante por nosotros y fue alimentarnos en tiempos muy difíciles. Beber cerveza es una de las maneras más fáciles para obtener calorías, nutrientes y líquidos esenciales en nuestro cuerpo. En otros tiempos era complicado encontrar todo esto en abundancia, y la cerveza era una verdadera joya que contenía todo. Durante épocas muy duras de la antigüedad la cerveza ha sido una salvadora.

Un ejemplo fue durante muchas de las grandes plagas que asolaron la humanidad hace siglos. En muchas ocasiones el agua quedaba contaminada y era peligroso beberla. Aquí es donde la cerveza entraba para ayudar a la población, Hidrataba y además fortalecía a muchas de las personas afectadas por enfermedades graves. Lo que mucha gente no sabe que la cerveza salvó a muchas personas por las consecuencias de las pandemias graves.

4 – La dieta de la cerveza

Se habla mucho de que solo con cerveza y agua se puede sobrevivir mucho tiempo. La cerveza podría sustituir la comida durante un largo periodo de tiempo. Mucha gente dirá que esto es una locura pero lo cierto es que es verdad. Hubo una época en que la cuaresma era obligatoria y no se podía comer carne y muchas otras cosas sin caer en el pecado. La cerveza era un gran sustituto en este sentido, sobre todo para los monjes.

Los monjes eran los primeros en ser partidarios de las temporadas de ayuno por motivos religiosos. En algunos casos eso no significaba ponerse un poco “alegre” mientras se hacía el ayuno. De hecho, los monjes hacían largos ayunos gracias a lo que la cerveza les aportaba de nutrientes, líquidos y calorías. Hacía largo ayunos que impresionaba a todo el mundo, pero sus borracheras eran constantes debido a la alta graduación del alcohol en la cerveza.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here